25 de octubre de 2019
25.10.2019

Al Mundo con otros ojos

25.10.2019 | 04:15
Al Mundo con otros ojos

Seis amigos, cada uno con su mochila cultural y social, se van a pasar un fin de semana en la naturaleza. Acampada, el último trabajo de El Pont Flotant, juega con diferentes códigos para hablar de las capacidades e incapacidades intrínsecas al ser humano. También de su habilidad para la adaptación.

El Pont Flotant nunca parte de una historia previamente escrita y cerrada para empezar los ensayos. La compañía valenciana formada por Alex Cantó, Joan Collado, Jesús Muñoz y Pau Pons, tiene un proceso creativo que involucra a los actores, que integra sus experiencias, que hace partícipe a los espectadores para que ir al teatro no sea algo pasivo, para salir del patio de butacas con herramientas con las que asomarte al mundo con otros ojos.

El proyecto de Acampada, que este fin de semana se muestra en el teatro El Musical, surgió cuando en su anterior montaje, El Fill que vull tindre, trabajaron con una actriz que iba en un carro motorizado. Fue entonces cuando se dieron cuenta de las dificultades que se encontraba cuando llegaban a cualquier teatro dentro de la gira; eso les hizo pensar en cómo la experiencia de las cosas para ella era distinta de la que ellos tenían. «En muchas ocasiones no había rampas para el escenario o los camerinos no eran accesibles. Nos hizo pensar en la poca dignidad con la que a veces obligamos a vivir a la gente que tiene unas capacidades distintas al resto», explica Jesús Muñoz, integrante de la compañía. Aquel fue el germen de una idea con la que trabajar. De la necesidad de reconocer esa diversidad desde el respeto, sin doctrinas, sin paternalismo, desde la normalidad.

«La Comunidad de Madrid nos ofreció la posibilidad de crear un laboratorio y nos lanzamos a trabajar sobre este tema. Montamos dos grupos donde había gente con experiencia en artes escénicas, otros que no la tenían, haciendo convivir a actores con y sin diversidad funcional», recuerda Muñoz sobre un trabajo de tres meses en los que se fue poblando y enriqueciendo la estructura de la dramaturgia que había creado. «Surgieron situaciones y se fueron convirtiendo en escenas e hicimos una primera muestra de ese work in progress dentro del Festival de Otoño», sostiene el actor. Pero el proceso creativo siguió, una vez terminado ese laboratorio y ya con un elenco reducido a seis personas, incluyendo una residencia artística para perfilar la puesta en escena del espectáculo en Teatre El Musical y el apoyo del centro cultural municipal para su estreno absoluto este sábado y el domingo.

Desde El Pont Flotant conciben sus espectáculos como algo vivo, que en cada función puede variar, y que va evolucionando en los ensayos pero también durante la gira «porque los construimos entre todos, espectadores incluidos», señalan desde la compañía valenciana que para este proyecto ha contado con Àlex Cantó, Mónica Lamberti, Itziar Manero, Jesús Muñoz, Alberto Romera Benito, Valverde.
Una declaración de intenciones que da un papel activo al público, al que se invita a experimentar la convivencia extrema que supone una acampada, a la que cada uno llega con su mochila personal y donde se tiene que compartir tienda, sueño, comida y descubrimientos con los demás.

Durante la función, desde el primer momento se tratan de hacer visibles capacidades y discapacidades que muchas veces no se detectan a primera vista, como el sentido del humor, la irritabilidad, la empatía, la paciencia, la híperexigencia o incluso la aceptación de las propias dificultades. «Y jugamos con la puesta en escena para alterar la percepción en los espectadores, que momentáneamente se tienen que poner en la piel de quien no ve o no escucha bien, de quien habla en otra lengua, de quien, en definitiva, vive el mundo de manera distinta», señala Muñoz.

Una experiencia que quiere estimular la reflexión. «No damos una lección al público sobre diversidad, se la mostramos, les hacemos partícipes de ella y les invitamos a que puedan sentir que las capacidades son muy diversas porque las personas lo somos y ahí está nuestra riqueza», defiende el actor.

La gira que se inicia en el Teatre El Musical se trasladará en noviembre a Madrid, dentro de una nueva edición del Festival de Otoño. En febrero regresará a la Comunitat Valenciana, con funciones en Castelló.

«Acampada». Teatre El Musical. Día 26, a las 20:30 horas y 27, a las 19 horas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook