26 de junio de 2020
26.06.2020
Levante-emv

Luis Corbí: en busca del Bobal perdido

El enólogo sigue buscando parcelas singulares con las que crear vinos diferentes y personales

26.06.2020 | 17:29
Panorámica de las instalaciones de Finca Cor Ví en el término de Requena.

Lo hizo con sus vinos blancos de Clos Cor Ví, y ahora ha encontrado en unos viejos viñedos en la ribera del Cabriel ese 'Bobal perdido' con el que hacer tintos que reflejen los matices de la tierra donde nacen.

Luis Corbí Coloma está habituado a caminar contracorriente. Desde hace casi dos décadas apuesta por una combinación única de variedades de uvas blancas para liderar un pequeño proyecto familiar, Clos Cor Ví, bodega especializada en la producción limitada de vinos orgánicos y ecológicos de perfil gastronómico elaborados con las uvas de cinco hectáreas de viñedo emplazadas en uno de los parajes más bellos del valle de Alforins, en las que cultiva dos varietales típicos de Alsacia y el valle del Rhin (Viognier y Riesling), junto con la uva blanca autóctona de esta zona amparada por la DOP Valencia, la Verdil.

Pero el enorme trabajo realizado hasta ahora no es más que el principio de un aprendizaje para seguir creciendo día a día, primero afinando sus vinos blancos para ganarse el respeto de la crítica especializada y el beneplácito del consumidor y más adelante planteando nuevos retos que, manteniendo el mismo espíritu familiar de sus orígenes, le permita completar un proyecto ecológico de calidad basado en la singularidad del terruño, la personalidad de las uvas autóctonas y las ediciones limitadas.

Finca Cor Ví: enoturismo de calidad

En los últimos años, Luis Corbí se ha lanzado a la búsqueda de parcelas singulares que resumiesen por sí mismas todo lo que ansía este viticultor valenciano. Las ha encontrado en Requena, en la pedanía de Los Isidros, una finca de casi 80 hectáreas, de las que 22 son viñedos y que cuenta con un potencial enorme para el desarrollo de propuestas vinculadas con el enoturismo de calidad. Al igual que ya le sucedió en Moixent, Corbí quedó prendado del entorno donde crecía el viñedo, en la ribera del río Cabriel, un ecosistema idílico para imprimir a sus vinos la identidad que andaba buscando.

Luis Corbí, gerente de Clos Cor Vi.

A medida que iba adentrándose en esa bucólica estampa del paisaje de viñedos fue descubriendo las parcelas más viejas de Bobal de la finca, prácticamente abandonadas a su suerte durante años. La familia Corbí ha tenido que aplicar todo su buen hacer para recuperar ese patrimonio vitícola y lograr que cada cepa vuelva a recuperar su vigor para expresarse sin adornos, condensando toda la esencia de un Bobal criado en su entorno natural.

Maloco, próxima propuesta de Bodegas Luis Corbí Coloma

Tiempo después de recuperar esos 'bobales perdidos', Luis Corbí mira con ilusión el futuro más inmediato de su proyecto vitivinícola, ahora ramificado en dos sellos perfectamente diferenciados: Clos Cor Ví y Finca Cor Ví. Con el primero continúa elaborando vinos blancos de perfil muy gastronómico, orgánicos, con una elaboración mimada hasta el último detalle y una limitadísima producción que se pueden encontrar en las mejores tiendas especializadas, vinotecas, restaurantes y en su propia tienda online; y con el segundo se lanza a interpretar ese Bobal 'perdido' que ahora ha recuperado para hacer vinos singulares capaces de reflejar en cada copa los matices de la tierra donde nacen. Los primeros vinos de la nueva apuesta de Bodegas Luis Corbí Coloma duermen ya en bodega, aunque todavía habrá que aguardar unos meses para tenerlos entre nosotros. La primera de las propuestas ya ha sido bautizada: se llamará 'Maloco', un tinto monovarietal de Bobal, nacido en unas condiciones extremas (las intensas lluvias de 2019 retrasaron su vendimia más de lo normal) de cepas de casi medio siglo de vida. Para su elaboración se ha combinado una crianza de 4 meses en barrica de roble francés con otros dos adicionales en depósitos ovoides de arcilla con el objetivo de dar redondez, enfatizar su carácter mineral y aportar complejidad aromática y estructura en boca.

Sala de catas de la bodega Clor Cor Vi.

Con el nacimiento de Finca Cor Ví y la creación del sello Bodegas Luis Corbí Coloma, el bodeguero valenciano abre una nueva aventura llena de retos e ilusiones de la que de momento se han escrito apenas dos capítulos (para los vinos blancos y los tintos), pero que seguirá incluyendo nuevos episodios, como la creación de una línea de aceites de oliva virgen extra o la elaboración de cavas de altas prestaciones que permitan seguir diversificando la línea de productos gastronómicos y gourmet.

Más información en su página web, pulsando aquí, o en sus perfiles en redes sociales como Facebook (@closcorvi y @FincaCorvi) e Instagram (@closcorvi).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook