Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Entrevista

Alice Wonder: "La música me salvó de ser una niña deprimida"

Alice Wonder, la cantautora de 24 años, actúa esta noche a las 21 horas en la Sala Moon de València con «un show muy grande», caracterizado por su «honestidad y coherencia», en el que «se va a ir a muerte con lo que haya».

Alice Wonder actúa hoy en la sala Moon. enric virgil

La artista indie que triunfó en 2018 con el disco Firekid y ha colaborado con artistas como Xoel López, Rayden y Rufus T. Firefly, llega a València con la gira de su último disco Que se joda todo lo demás, y nos habla de sus valores, la percepción que tiene sobre la industria, y los miedos que la definen, tanto a ella, como a su música.

Escribiste la canción «¿Quién soy?» el año pasado. ¿Ha cambiado tu autopercepción desde entonces?

Me estoy encontrando, pero me dejo ser muchas personas a la vez. A veces, la gente se intenta encasillar en una forma de ser o de actuar y, al final, eso le impide crecer. Ahora entiendo que mi naturaleza es totalmente moldeable, pero con unos valores y unos límites positivos.

Una evolución que muestras en tus canciones. ¿Desde dónde creas? ¿Cuál es tu proceso creativo?

Yo creo a borbotones, a escupitajos. Cuando me viene, no me juzgo, me juzgo luego. Muchas de mis canciones son improvisaciones grabadas y con pocos cambios. «¿Quién soy?» la escribí del tirón en 10 minutos. Hay canciones más pop que sí las mido, quiero que tengan un mensaje y están más masticadas, son más sencillas. Eso también es un arte. En las otras siento que dejo una parte de mí que, aunque me dé vergüenza, sé que al mostrarla también otros se atreverán a hacerlo.

¿Temes la exposición a la que te sometes?

Me da miedo, pero no puedo hacerlo de otra manera. Al final, si no funciona, estás siendo tú totalmente, y si funciona mucho, también estás comercializando algo de ti. Es una cosa algo rara, pero ahora me quedo con la parte de que está funcionando. Creo que la gente ve honestidad y coherencia, y eso es muy bonito.

¿Eres siempre sincera?

Creo que va un poco en mis genes, me salta la alarma si hay algo muy falso ocurriendo. No estoy diciendo que sea una santa pura que no puede ni ver la mentira, sí he tenido momentos en los que he podido hacer un poco de serpiente para llegar a X cosas en mi vida, pero cada vez la tolero menos. Estoy un poco en esa onda más hippy.

¿Cómo sientes esa propuesta en un mundo tan artificioso como el de la música?

Me encanta porque allá donde voy se tiene una reacción diferente, y a mí me gusta descolocar. Muchos incluso piensan que soy falsa por hacerlo, porque genera algo raro que alguien diga lo que piensa. Hay otra parte en la que sí que se agradece la honestidad e incluso creo que se contagia. El rollo falso fake famous me da muchísima pereza y es algo contra lo que combatir.

"El rollo falso fake famous me da muchísima pereza y es algo contra lo que combatir"

decoration

¿Tienes referentes que creen honestamente?

Igual no tengo tantos referentes y estoy haciendo el camino que me gustaría ver en alguien. Incluso lo que era más real se ha ido comercializando para seguir vivo. No lo juzgo, no sé dónde estaré yo en diez años si todo me va bien, pero es fácil perder el motivo por el que empezaste. Diría que Bon Iver es el artista menos pretencioso que me puede gustar. Radiohead me flipa, pero tiene cierto escepticismo snob, seguro que piensan que la mitad del mundo es idiota.

¿Cuál fue el motivo por el que tú empezaste?

Suena muy freak, muy épico, pero a mí la música me salvó de ser una niña amargada y deprimida. La luz de mi vida siempre ha sido el arte. Me pasaba, igual, seis horas al día pintando. Además, me han dicho que tengo rasgos obsesivos compulsivos. Al parecer cuando me gusta algo, lo quemo, me lo fundo. Luego, cuando lo descubrí, me pasó con el piano.

¿Crees que hay relación entre el arte y la tristeza?

No está bien romantizar la tristeza gratuitamente, pero creo que si eres artista es porque eres un ser sensible. Has tenido que empatizar con tu tristeza o la de otro. Yo muchas veces no estaba triste por mí, si no porque veía al mundo y me parecía una mierda. Luego puedes escribir sobre la felicidad, pero siendo consciente de que la tristeza existe. Yo no me quiero regocijar en la tristeza y en los llantos, también me apetece hacer bailar a la gente y hacerla desconectar, pero creo que es necesario pasar por ahí.

Alice actúa hoy en la sala Moon Urban

En tus conciertos. ¿Se llora o se baila más?

Intento que sean como un ritual. Primero, normalmente entro suave y conecto con la intimidad de la gente, y luego un poco de rock, que da paso a hits para que todo el mundo se ponga a cantar y se hagan amigos entre ellos. Después, canto una parte emocional, que toca más profundo que el típico tema pop triste, y a veces son canciones que todavía no he sacado. Para acabar meto techno y a bailar, a bailar y a reírse.

¿Cuál es tu relación con València?

Mi padre es de Alicante, donde yo he estado mucho tiempo. València lo conocí hace no tanto, pero me flipa. He estado aquí con Alba Reche, conozco a sus amigos, y me parecen lo más, con un montón de rollo. Siempre que vengo, la energía de la gente es súper guay. Tengo muchas ganas de actuar aquí. Es un show muy grande y aunque mi lado ambicioso quiere llenar todas las salas, se va a ir a muerte con lo que haya.

"Me daría mucha ansiedad dar un pelotazo y estar sola en este mundo"

decoration

¿Cómo te sientes al entrar al mundillo tan joven?

Siempre creí que me perdía algo y ya estaba llegando tarde. Estaba muy equivocada. Quiero crecer al mismo ritmo que otros, me daría mucha ansiedad dar un pelotazo y estar sola en este mundo.

¿Cuándo nace tu vocación?

Mi padre es batería y yo tenía muy claro que no quería dedicarme a la música. Igual era ese miedo hacia lo que nos atrae. Con 3 años tuve una visión muy friki saltando del sofá con el mando de la tele como micro, al cerrar los ojos vi un estadio lleno de gente con mi profesora de infantil en primera fila. Supongo que vendría de alguna imagen de mi padre.

¿Puedes adelantarnos algo de tu próximo disco?

Producido por mí, es más oscuro y bello que nunca. No todos los temas van a ser así, pero aquí sí que voy a hablar de mierda profunda, es un viaje por diferentes estados anímicos hasta la madurez, mostrando que hay tristezas más leves, y aunque de pronto caigas en una profunda, puedes elevarte con el éxtasis de haberlo vivido.

Compartir el artículo

stats