José Luis Gayá recibió el cariño de los peñistas durante la cena pre partido, en la que le correspondió a él el turno de visita, firma de autógrafos, selfies y, por supuesto, preguntas. Por eso, se le inquirió sobre su renovación. Lanzó un mensaje de tranquilidad. «Tengo contrato hasta 2018. Estoy muy a gusto y me quiero quedar aquí». Contestación refrendada con una ovación. Preguntado por el partido del domingo, aseguró que «trabajamos con ganas de hacer algo importante, pero será difícil, aunque con la afición, que está siendo increíble, haremos lo posible por sacar los tres puntos. Saldremos a morderle al Barça y seguro que lo daremos todo».

A Gayá le esperaba una sorpresa: la de su pueblo pasará a llamarse Peña Valencianista José Luis Gaya. Se emocionó. «Que lleve mi nombre es un orgullo porque de pequeño he ido a la sede de la peña a ver partidos del Valencia».