08 de diciembre de 2016
08.12.2016

La rampa de la discordia

El Valencia ha sufrido siete lesiones musculares en dos meses desde la llegada de Prandelli y su nueva preparación física

08.12.2016 | 04:15
La rampa de la discordia

La enfermería del Valencia CF continúa recibiendo pacientes. Las lesiones de Ezequiel Garay, Aymen Abdennour y Eliaquim Mangala, sufridas ayer en el entrenamiento celebrado en la Ciudad Deportiva de Paterna, han dejado en jaque a la defensa valencianista de cara al encuentro del próximo fin de semana en Anoeta ante la Real Sociedad y han abierto el debate sobre el planteamiento físico para los futbolistas por parte del cuerpo técnico liderado por el entrenador Cesare Prandelli. Una de las medidas más reconocidas fue la reutilización de la rampa construida hace 20 años por Jorge Valdano y Alberto Giráldez, con el objetivo de mejorar la potencia física del equipo mediante ejercicios de alta intensidad.

El club confirmó ayer que Garay sufre una lesión muscular en su pierna derecha, que le tendrá de baja hasta el próximo mes de enero. Poco después, se retiraban del entrenamiento Mangala, al sufrir un pinchazo en el muslo de su pierna derecha tras unos sprints en esa rampa, y Abdennour, quien solo pudo realizar los ejercicios previos de calentamiento. Desde la llegada del técnico italiano el pasado 3 de octubre, el conjunto valencianista ha sufrido nueve lesiones; siete de ellas musculares. Durante las últimas dos semanas, Enzo Pérez, Eliaquim Mangala, Aymen Abdennour, Luis Nani y Ezequiel Garay han padecido problemas musculares e incluso los últimos dos no volverán a vestirse de corto en lo que resta de 2016.

El partido frente al Atlético de Madrid, presenciado por Prandelli en Mestalla, le sirvió al técnico italiano para detectar la debilidad física del conjunto «che», en el que Dani Parejo, Enzo Pérez, Eliaquim Mangala y Luis Nani terminaron con problemas musculares. La premisa desde entonces consistía en que la plantilla se fortaleciese en fuerza e intensidad, algo por lo que ha limitado los días de descanso y ha aumentado las dobles sesiones con el objetivo de potenciar los circuitos físicos, los trabajos de explosión, las series de carrera continua y el trabajo en el gimnasio con pesas.

La defensa, en jaque
Las lesiones sufridas ayer por Mangala, Garay y Abdennour han debilitado el entramado defensivo de cara al encuentro del próximo fin de semana frente a la Real Sociedad. Con el central argentino en el dique seco hasta el próximo mes de enero y el pinchazo muscular sufrido por Mangala, que le descarta para Anoeta, Prandelli confía en la recuperación del zaguero tunecino Abdennour durante las dos últimas sesiones previas al partido, con el fin de que forme pareja con Aderlan Santos. Ambos fueron los centrales titulares en el inicio de Liga: la derrotas frente a Las Palmas en el debut del Valencia (2-4) y frente al Eibar (1-0).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook