DELANTERO DEL VALENCIA CF. ¿Por qué Gracia no apuesta más por Vallejo (24 años)? Es la pregunta que se hace todo el valencianismo. El futbolista gaditano responde y explica su situación en el equipo. Reconoce que los cabreos le duran «cinco minutos».

¿Hay motivos para ser optimista en este tramo final de la temporada?

Sí, hemos entrado en una buena dinámica, el problema es que fuera de casa nos está costando un poco más, pero el equipo lleva bastante tiempo compitiendo todos los partidos. Hay partidos que puedes ganar, otros que puedes perder, pero el equipo compite siempre, aunque es verdad que la cara que se ve fuera de casa no es la que deseamos. Sabemos que lo tenemos que cambiar, estamos concienciados de ello, no sé el problema, pero lo que sí sé es que sabemos que tenemos que cambiarlo.

¿Cómo se explica esa diferencia entre los partidos de casa y los de fuera?

Nos está costando mucho. Vamos fuera y con muy poco nos ganan y no puede ser. Nosotros estamos concienciados de que tenemos que hacer un buen papel fuera de casa porque es lo que nos va a dar lo que hablamos muchas veces dentro que son esas tres o cuatro victorias seguidas que buscamos, pero después vamos al partido y no se ve todo el empeño que queremos poner para ganar el partido. Es algo un poco raro, no sé explicarlo, pero es que nos pasa a todos... No es que le pase a un jugador y al otro no. Nos pasa a todos, cuando jugamos fuera no estamos haciendo las cosas bien.

¿Adiez puntosdel descenso todo se ve de distinta manera?

El descenso siempre ha estado ahí, pero un club como el Valencia siempre tiene que mirar hacia arriba. Es verdad que está siendo una temporada complicada, pero estamos ahí y lo que no puede ser es que estos diez puntos nos sirvan para relajarnos ni mucho menos. Es buen momento para mirar hacia arriba que es lo que se merece un club como el Valencia. Al final si ganamos partidos vamos a estar más cerca de Europa, pero no hay que marcarse un objetivo como Europa, el objetivo tiene que ser mirar hacia arriba.

A veces se le ha criticado al equipo y sobre todo al entrenador falta de exigencia y ambición.

Todos nos exigimos. Todos sabemos dónde estamos y todos queremos ganar, porque para eso estamos aquí, para ganar. Aquí no hay nadie que esté contento en la derrota. Lo que hay que hacer ahora es seguir manteniendo la línea de casa y mejorar lo que estamos hablando fuera.

¿Puede dar más Manu Vallejo? ¿El mejor Manu está por llegar?

Pues seguro que el mejor Manu está por llegar, yo creo que sí, es verdad que estoy teniendo la participación que estoy teniendo, pero estoy haciendo goles, estoy haciendo cosas bien y creo que sí. Muchas veces se habla de mí como revulsivo como muchos decís, así he hecho buenos partidos y está bien, pero yo creo que eso lo tengo que alargar en el tiempo y eso es lo que intento trabajar cada día. Lo que quiero es los 20 ó 30 minutos que hago buenos, hacerlo durante más tiempo y si lo hago durante más tiempo seguro que se verá a un mejor Manu.

Reconoces que te falta ese partido redondo de principio a fin... Eso dice mucho de ti también independientemente de que el técnico tenga razón o no.

Al final yo quiero jugar todo, como todos mis compañeros, y hacerlo bien todos los minutos porque eso es lo que marca la regularidad del jugador y eso es lo que voy buscando. Ahí está mi mejora y mi crecimiento como futbolista.

Los números dicen que estás creciendo. 6 goles esta temporada por 2 del año pasado.

Yo noto en estas dos temporadas un cambio tanto personal como futbolístico en mí. La temporada pasada, rodeada de delanteros de grandísimo nivel, en mi primer año en Primera y en un club como el Valencia, me sirvió de aprendizaje. Yo intenté aprender lo máximo posible, pero es verdad que la lesión y el parón del coronavirus no me vino nada bien. No tuve muchas oportunidades, no sabemos lo que hubiera pasado.y me siento muy bien, estoy muy contento en el Valencia.

Es la pregunta que se hace todo el valencianismo. ¿Por qué Manu no juega más?

(Sonríe) Al final yo no te puedo responder a la pregunta. Yo lo que puedo decir es que intento hacer las cosas todo lo mejor que puedo, hago todo lo que está en mis manos, pero al final el míster toma sus decisiones. Yo las comparto y estoy feliz. Tenga el rol que tenga, cada vez que me toque voy a darlo todo porque es lo que este club se merece. Yo le pondré todo el empeño que pueda, lo que está claro es que el trabajo y la ilusión no va a faltar.

Sorprendió mucho que después de marcar el gol salvador al Celta te quedaras sin minutos en Getafe. ¿Qué explicaciones te dio el entrenador?

Al final el míster... hay más compañeros también. Cutrone tampoco está teniendo muchos minutos, Kang In va un poco rotando... Al final yo creo que es debido a todos los compañeros que estamos en esa posición. Es una posición en la que hay muchas variantes y el míster intenta elegir la mejor en cada partido y ya está.

¿Qué quería decir aquella rabia con la que celebraste el gol del Celta?

(Ríe) El que me conoce sabe que yo soy el que juego, pero no soy el que celebro los goles. ¡Ese es mi otro yo! Me pongo muy loco. Yo creo que es el reflejo de lo que vivo el fútbol. Yo al fútbol le pongo los cinco sentidos las 24 horas del día y no hay sensación mejor que marcar un gol que además fue muy importante para nosotros.

¿Eres de los que te enfadas cuando no juegas?

El que me conoce sabe que me enfado, porque es normal, todos queremos jugar, pero no puedo estar enfadado por mi personalidad. Intento estar enfadado y no me sale. Al poco tiempo ya se me pasa todo. .

¿En quién te apoyas cuando el entrenador no te da cancha?

En mi circulo más cercano, en mis padres, que al final ellos lo sufren más que yo. Al final todos los padres quieren que a su hijo le vaya bien, pero bueno... yo sé lo que estoy haciendo bien, yo sé cómo entreno y cómo hago las cosas y entiendo un poco todo y si hay que jugar 10 minutos lo voy a intentar hacer igual de bien que si juego 90, pero es verdad que a todo padre quiere que a su hijo le vaya bien y sobre todo mi novia que vive conmigo y es la que aguanta mis cinco minutos de cabreo. Entre mi novia, mis padres y mi amigos me apoyan, pero sé que esto es fútbol y cuando el míster hace así las cosas es porque es lo mejor para el equipo. Aquí estamos para ayudar al equipo.

Lo que es indudable es que las estadísticas te dan la razón. Eres el delantero más eficaz.

Sí, es verdad que si juego poco y meto goles, ese promedio va a estar ahí arriba. Me gustaría jugar un poco más y meter más goles, claro. Pero sí estoy contento porque estoy teniendo suerte de cara a portería. Hay momentos en los que al delantero le cuesta más, pero este año estoy en buena sintonía con el gol y hay que aprovecharlo.

¿Llegará ese día que Manu se asiente como titular del Valencia?

Me encantaría verme titular todos los partidos, pero entiendo mi rol y trabajo para ser titular y asentarme en un club como el Valencia. Estoy en un club privilegiado y en una ciudad privilegiada. Estoy mejor imposible.

Y tiene el cariño de la gente. Ahora es más difícil por la pandemia, pero ¿lo sientes?

Sí, es verdad que ahora no salgo mucho de casa, pero cuando salgo es verdad que mucha gente me muestra su apoyo, cada vez me va conociendo más gente.