El error de Maxi Gómez cara a puerta en el último partido de la Copa América contra Bolivia dio la vuelta al mundo. El delantero del Valencia CF falló con la portería vacía, sin oposición de los defensas y con el portero batido en una jugada que se hizo viral en las redes sociales en segundos. Lejos de lamentarse, el valencianista prefiere ser positivo. Su mensaje es toda una declaración de intenciones: «Siempre positivo». Maxi afronta el partido de esta madrugada contra Paraguay con la esperanza de cambiar su suerte en la Copa América. Quiere redimirse y lo ha dejado claro toda la semana. «No hay tiempo para lamentarse, corregir y seguir mejorando. Ahora a pensar en el próximo partido. Feliz por mis compañeros por el gran partido, estamos en cuartos... ¡Vamos, Uruguay!», dijo a las pocas horas de su error.

Con sus ojos puestos en los cuartos de final, Uruguay y Paraguay se medirán este lunes por la última jornada del Grupo A de la Copa América. Un encuentro en el que ambos equipos lucharán por escalar posiciones en una tabla que es liderada por Argentina