31 de marzo de 2010
31.03.2010
Proyecto

Russafa tendrá un centro cultural y aparcamiento en el Parque Central

La nave rehabilitada junto a la Estación del Norte acogerá la Cátedra Demetrio Ribes y usos culturales para el barrio a partir del mes de septiembre, según Mario Flores y Rita Barberá

31.03.2010 | 04:13

El barrio de Russafa tendrá un aparcamiento subterráneo y una sede cultural en la nave de Demetrio Ribes recién rehabilitada localizada en la parte trasera de la pastilla de terreno de la Estación del Norte, junto al cruce de la calle Filipinas con Literato Azorín. Así lo anunció ayer la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, al visitar la nave recién remozada junto al conseller de Infraestructuras, Mario Flores. Ambos políticos desvelaron que la nave recién rehabilitada acogerá la cátedra Demetrio Ribes (creada hace ocho años para fomentar las investigaciones sobre el arquitecto y el transporte) e incluirá "una oferta de dotaciones públicas para el barrio de Russafa".
Sobre el aparcamiento, la alcaldesa adelantó las intenciones del ayuntamiento no desveladas hasta ahora. "No oculto que el ayuntamiento estudia la viabilidad de poder hacer un aparcamiento subterráneo donde no esté la huella de las naves y permitir así la dotación de aparcamiento en Russafa donde no hay suelo ni sitio", explicó Barberá. El aparcamiento se ubicará en el subsuelo de la calle Filipinas, sin afectar a la antigua nave "para evitar afectar a los cimientos y porque resulta más cómodo y barato construir a cielo abierto que bajo una construcción ya existente", según explicó el arquitecto responsable de la restauración, Javier Pérez Igualada.
La nave era propiedad del Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif), pero merced al convenio con el Parque Central, se traspasó a la sociedad Valencia Parque Central (que representa a la administración estatal, municipal y autonómica) que ha cedido el uso a la Conselleria de Infraestructuras para rehabilitarla y al Ayuntamiento de Valencia para utilizarla.
El departamento que dirige Mario Flores ha invertido 864.000 euros en la rehabilitación de la nave de "700 metros cuadrados de fábrica de paredes de carga de ladrillo macizo, la cercha metálica y la cubierta de teja", más 900 metros cuadrados de jardín que también ejecutará la Conselleria de Infraestructuras, a petición de la alcaldesa. Las obras de rehabilitación han sido ejecutadas por Torrescámara.
Infraestructuras también rehabilitará otras seis naves dentro del perímetro de la Estación del Norte (algunas desmontadas piedra a piedra), aunque el director general de Transportes, Vicente Dómine, no aclaró si esta inversión se incluye en los 75 millones que aporta la Generalitat al Parque Central.

Traslado de la verja a la calle Filipinas

La verja histórica de la Estación del Norte que recaía a la calle Maestro Sosa y que ha sido retirada para acoger las obras de la Estación de alta velocidad provisional se trasladará al entorno de la calle Filipinas. La valla es incluso anterior al edificio de la Estación del Norte (construida entre 1906 y 1917 por Demetrio Ribes), según explicó Vicente Dómine a la alcaldesa. Al igual que el edificio, que es monumento histórico nacional desde 1968, la verja tiene la máxima protección por lo que cualquier intervención ha de ser autorizada por Cultura. l. b. valencia

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas