25 de enero de 2012
25.01.2012

Valencia cierra 2011 con 3.313 facturas sin pagar y una deuda de 189,8 millones

El informe de morosidad prueba que el consistorio no paga a los proveedores, según EUPV y el PSPV

25.01.2012 | 01:00

El Ayuntamiento de Valencia ha cerrado el año 2011 con 3.313 facturas sin pagar por un importe de 189,8 millones de euros, según consta en el informe trimestral de morosidad presentado ayer en la Comisión de Hacienda. Eso representa 250 facturas más en el trimestre anterior, pero con un importe 7 millones inferior, datos que han sido muy criticados por la oposición, que recuerda que estos datos tienen que presentarse obligatoriamente en cumplimiento de la ley de medidas contra la Morosidad.
La concejala del grupo municipal de Esquerra Unida en el Ayuntamiento de Valencia, Rosa Albert, cree que el consistorio "incumple" la citada ley, pues en el último trimestre de 2011 todavía aumentó un 11% la cifra de facturas pendientes de abono.
"Una vez más queda evidenciado que el objetivo que pretendía la ley, que no es otro que el de paliar los efectos negativos que tenía, fundamentalmente para las pymes, la demora en los pagos que venían soportando por parte de las administraciones públicas y, de esta forma, ir avanzando en la mejora del plazo del pago de las deudas, no se está cumpliendo", manifestó.
Para Albert, "desgraciadamente una vez más volvemos a constatar como el PP no hace distinciones a la hora de pagar. Ni las pequeñas, medianas ni grandes empresas que contratan servicios con el Ayuntamiento cobran en tiempo y forma sus facturas, algo que nos parece muy preocupante, sobre todo, en estos momentos de crisis actual que estamos sufriendo", añadió la edil.
EUPV entiende que "lo único" en lo que se ha mejorado con la aplicación de esta ley "es en la posibilidad de acceder a estos datos y así poder constatar que el Ayuntamiento, debido a la mala gestión del equipo de gobierno del PP, no está cumpliendo con sus obligaciones económicas en los plazos marcados por la ley y que estos incumplimientos van más allá de los 50 días marcados reglamentariamente".
Además, la concejal ha recalcado que las facturas que se han incluido en este último informe están registradas desde enero de 2011, "aunque muchas de ellas procede del año 2010".
Por su parte, el concejal socialista Pedro Sánchez, insistió en la grave situación económica del consistorio e hizo una precisión, y es que esos 189,8 millones de euros que debía el consistorio a 31 de diciembre representan el 27,4% del presupuesto inicial del Ayuntamiento de Valencia para 2011, que ascendía a 693,7 millones de euros.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook