28 de diciembre de 2012
28.12.2012
Ruta de periodismo ciudadano

La Ruta del Despilfarro se torna multicultural

El colectivo Xarxa Urbana organiza un nuevo itinerario que recorre las diferentes culturas que conviven en Valencia

30.12.2012 | 01:27
Los asistentes a la ruta de la multiculturalidad disfrutaron de un té árabe en el Centro Cultural Islámico

"Nunca en Valencia se ha organizado nada igual, donde podamos entrar en contacto con 5, 6, 7 culturas diferentes en apenas 4 horas", asegura Miguel Ángel, el coordinador de la ruta de la multiculturalidad. La ruta es el nuevo itinerario del colectivo de periodismo ciudadano Xarxa Urbana que ha despertado las críticas de Rita Barberà por sus "Rutas del Despilfarro".

Este nuevo itinerario, que tuvo lugar el pasado sábado 22 de diciembre, se centra en las diferentes culturas que conviven en la ciudad de Valencia. La ruta visitó en primer lugar el Centro Cultural Islámico del barrio de Orriols, donde los asistentes pudieron observar las diferentes actividades que realiza el centro para promover la cultura islámica y favorecer la convivencia.

La ruta recorrió también los barrios de Natzaret y Russafa, donde diversos colectivos y asociaciones contaron cómo intentan integrar a los inmigrantes. La Asociación de Vecinos de Natzaret narró sus experiencias con mujeres gitanas e inmigrantes subsaharianos y criticó la falta de apoyos institucionales. En Russafa la asociación Jarit, cuyos miembros provienen de diferentes culturas y países, explicó cómo ayudan a los inmigrantes ofreciendo cursos de formación, de idiomas o asesoramiento legal.

En el Centro Cultural "Octubre" voluntarias lingüísticas rumanas y cubanas relataron en un valenciano perfecto cómo desde el voluntariado lingüístico se intenta que los nuevos inmigrantes aprendan también la cultura y la lengua valenciana.

Conocer las culturas es el primer paso para favorecer la convivencia según la socióloga Laura Navarro, que intervino varias veces durante la ruta. "Los estereotipos y prejuicios negativos son el primer paso para los comportamientos racistas", asegura. También participaron miembros de CEAR (Comisión Española de Ayuda al Refugiado), que denunciaron la situación de los Centros de Internamiento de Extranjeros, y representantes de Cepaim, que criticaron los "duros" recortes en la atención a la inmigración y en cooperación internacional.

Medio centenar de viajeros llenaron el autobús de la ruta, y debido a la amplia acogida va a ser programada de forma mensual, según los organizadores. En el transcurso del itinerario no faltaron referencias irónicas a las declaraciones de Rita Barberà sobre el colectivo periodístico, en las que aseguró que la coalición Compromís está detrás de la ruta. Los organizadores no solo desmintieron tajantemente las acusaciones, sino que invitaron a la alcaldesa a acudir a sus rutas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook