Hazte suscriptor en Levante-EMV
29 de mayo de 2014
29.05.2014
La Marina

La rehabilitación del Tinglado 2 se divide en fases y arrancará en noviembre

El consejo rector de Valencia 2007 aprueba la apertura de una oficina de Turismo en la marina - Los vocales del Estado participaron por videoconferencia

29.05.2014 | 04:03
El tinglado 2 del puerto, un edificio histórico de estilo modernista, está muy deteriorado.

El consejo rector del Consorcio Valencia 2007 aprobó ayer obras por valor de 1,8 millones de euros en la Marina Real Juan Carlos I. Se trata de la rehabilitación del Tinglado 2, uno de los edificios históricos del puerto, de estilo modernista, y en la actualidad apuntalado por su mal estado de conservación. La rehabilitación de este antiguo almacén portuario se dividirá en fases. La licitación de la primera se aprobó ayer, contará con un presupuesto de 650.000 euros y arrancará en noviembre próximo. Uno de los usos barajados para el tinglado es reconvertirlo en una especie de «mercado gourmet».

El consejo rector también aprobó ayer las obras de adaptación y remodelación de la lonja de Pescadores, que cuentan con un presupuesto de casi un millón de euros y se iniciarán a final de año.

El consejo también aprobó ayer el gasto de las obras de ajardinamiento en las zonas anexas al Varadero, junto al Veles e Vents, por un importe de 180.000 euros.

Estos trabajos se llevarán a cabo tras el derribo las naves anexas a dicho edificio, una intervención que fue licitada la semana pasada por un importe de 178.000 euros que incluye también el derribo de la base del China Team y el centro de televisión de la Copa del América. El consejo también ha aprobado el gasto del contrato de mantenimiento integral del recinto, cedido a la ciudad hace más de un año.

La anterior reunión del consejo rector de Valencia 2007, en la que están representadas las tres administraciones, se celebró en diciembre de 2013 y en la misma se aprobó el presupuesto de 2014, marcado por la «austeridad». Como en la última reunión, los representantes de los ministerios de Hacienda, Agricultura y Fomento participaron en el consejo por videoconferencia, ahorrándose el desplazamiento a Valencia y las comparecencias posteriores ante los medios de comunicación.

El Consorcio tiene el mandato del Gobierno de rentabilizar la marina y devolver el crédito de 300 millones con el que se pagaron las obras de la Copa del América. En base a esta premisa se ha diseñado un plan de usos y un planeamiento urbanístico que prioriza el uso terciario (restaurantes, terrazas y hoteles) de la marina.

Otra de las mejoras aprobadas ayer por el consejo rector fue el convenio con la Agencia Valenciana de Turismo que permitirá instalar una oficina de la Red de Oficinas Turísticas de la Generalitat (Tourist Info) en la Marina Real, concretamente, en la Casa de la Copa, junto al edificio del Reloj. El nuevo punto de información turística abrirá sus puertas en los próximos meses.

El director general del Consorcio, Pablo Landecho, hizo balance de sus dos años de gestión en los que se han renovado 15 negocios y puesto en marcha una veintena de concesiones. El consejo rector habilitó ayer a Landecho para poder suscribir la escritura pública con la fundación de Juan Roig que impulsa un centro tecnológico para emprendedores.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook