Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Malestar vecinal

Un manto amarillo cubre la plaza de Manuel Granero

Los vecinos se quejan de la pegajosa resina que dejan las flores de las tipuanas - La limpieza de los jardines se efectúa una vez a la semana

Un manto amarillo cubre  la plaza de Manuel Granero

Un manto amarillo cubre la plaza de Manuel Granero

Desde que el calor de junio comenzó a apretar, el parque de la plaza Manuel Granero, en el barrio de Russafa, amanece cada mañana cubierto por una alfombra amarilla. Las pequeñas flores de las tipuanas (tipuana speciosa) que hay plantadas en el jardín, con su pegajosa resina, forman diariamente un tapiz en el que los zapatos de los vecinos quedan atrapados. De hecho, el aviso de uno de los locales en la zona sirvió para que la contrata encargada de la limpieza del parque (Sociedad Agricultores de la Vega) retirase ayer, con la ayuda de una manguera, las miles de flores acumuladas. Tal como reconoció uno de los responsables de la empresa, los servicios de limpieza pasan cada mañana por las calles del barrio, pero el parque se barre a fondo semanalmente. Además, la constante caída de las flores de las tipuanas, un árbol que puede llegar a los 10 metros de altura, hace inservible en unas horas todo el trabajo efectuado anteriormente. Al parecer, el culpable de este masivo desprendimiento de flores es un pulgón que acecha los brotes más jugosos de la tipuana, generando una resina que se adhiere donde cae la flor.

Esta situación, habitual en el mes de junio, ha creado cierto malestar en los vecinos y los usuarios del jardín de Russafa. Por otro lado, también perjudica seriamente a los que aparcan sus vehículos cerca, puesto que las flores suelen impregnarse en las carrocerías de los vehículos.

El Parque de la Estación (en la calle Uruguay), el de Orriols, el de Marxalenes o el Jardín del Túria, por poner algunos ejemplos, también acogen cada día esta moqueta floral amarilla. Según los datos del anuario estadístico del Ayuntamiento de Valencia, en el año 2012 la ciudad incluía en sus jardines un total de 2.701 tipuanas, lo que convierte a este árbol en una de las 20 especies más utilizadas en los zonas verdes urbanas.

Compartir el artículo

stats