Bankia entregó ayer 28 nuevas viviendas en régimen de alquiler social a familias de la Comunitat Valenciana que han perdido su casa „ocho de ellas, en Valencia„ en un acto al que asistieron 13 representantes políticos. Y la concejala de EU, Rosa Albert, no tardó ni un minuto en poner el grito en el cielo y pedirle al PP «menos fotos de cara a la galería y más medidas para atender las necesidades de las familias que han perdido su vivienda».

Y es que según Albert, durante el año de vigencia del convenio firmado entre la Conselleria de Infraestructuras, Territorio y Medio Ambiente y el Ayuntamiento de Valencia, «solo se han tramitado 16 contratos de alquiler social en la ciudad» lo que a su entender demuestra «la falta de interés del PP en poner recursos necesarios para garantizar el derecho constitucional de una vivienda digna». De esta forma, para Albert, lo que escenificó ayer la consellera Isabel Bonig y el concejal de Urbanismo, Alfonso Novo „dos de los representantes municipales que acudieron al acto„ fue «una foto de cara a la galería que se encuentra muy alejada de la verdadera política social que llevan a cabo los populares». La edil de EU aseguró que los datos aportados se extraían de una pregunta formulada por su grupo el pasado mes de julio.

Casi con la misma rapidez con la que llegó la respuesta de EU al anuncio de la entrega de viviendas del Consell a cargo del Fondo Social, la concejala de Bienestar Social, Ana Albert salía a la palestra para desmentir a EU y asegurar que no son 16 las viviendas sociales entregadas en un año «sino 38» además de recalcar que la pregunta en cuestión formulada data «del pleno de abril y no del de julio». ««Se han firmado 16 contratos de alquiler social a los que se añaden otros 22 del Fondo Social de Viviendas de Bankia, además de los contratos de alquiler social de viviendas municipales». «EU debería dar la información completa», espetó Ana Albert tras añadir que «aunque no gusten los datos porque implican que se está haciendo bien hay que darlos completos ya que se facilita la información con total transparencia». Además, Ana Albert recalcó que los contratos de alquiler social de viviendas que el ayuntamiento ha gestionado alcanza un total de 48.

La concejala de EU, Rosa Albert, por su parte, recordó que en 2013 «cerca de 50.000 familias fueron desahuciadas de sus viviendas. Eso sí, ambas concejalas coincidieron en destacar que en 2015 el ayuntamiento «ha establecido como línea prioritaria incrementar los recursos destinados a las ayudas a la vivienda».