Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

L´ullal

El último gobernador Almohade

El último gobernador Almohade

El último gobernador Almohade

Con un nombre que hoy sería políticamente incorrecto, calle del Moro Zeit, cerca de las de Quart y Bolsería está ésta que se abrió al derribar el convento de la Puridad, durante la Desamortización de Mendizábal. Es conocida por un centro de estudios de francés que allí hay, no tanto por el personaje Zeit del que poco se sabe, a pesar de que está considerado como figura fundamental en la conquista cristiana de Valencia a mediados del siglo XIII.

Abu Zayd „moro Zeit „nació en Baeza en 1195 y murió en Argelita en 1268- Era de sangre real, su rostro tenía aspecto venerable y hermosos ojos , llevaba el pelo largo y un bonete de seda, vestía lujosos trajes. Llegó al poder tras la derrota de los almohades en la batalla de Las Navas de Tolosa al mando de Miramarmolín, su hermano, hijo de Al-Mansur , nieto del califa Yusuf y bisnieto del fundador del califato almohade Al-Mumín. Fue el último gobernador almohade de Valencia.

Llamó la atención la fiereza con la que perseguió a quien osara predicar el evangelio entre los musulmanes valencianos . Cuando se enteró de las actividades de dos frailes franciscanos italianos, Juan de Perusa y Pedro de Saxoferrato, que habían recibido formación espiritual del mismísimo San Francisco, los mandó apresar, atados a un ciprés, los torturó y finalmente ordenó su decapitación en la plaza de la Higuera ( la que en la actualidad es la plaza de La Reina). Los frailes antes de morir vaticinaron que Abu Zayd se convertiría al cristianismo y anunciaron que tomaría el nombre de Vicente, en recuerdo de San Vicente mártir .

Permaneció fiel al poder almohade de Marruecos incluso cuando ya se venía abajo e iban apareciendo reinos de taifas por todo Al-Andalus. Amenazado por Zayan quién pretendía conquistar Valencia, buscó el apoyo de Fernando III el Santo refugiándose en Segorbe y cuando Zayyán, -el último rey musulmán de Valencia- , le desalojó definitivamente del cargo de gobernador, despechado, llegó a un acuerdo de vasallaje firmado en Calatayud con Jaume I y se fue integrando progresivamente en la nobleza feudal aragonesa . Aunque tenía varias esposas musulmanas, se casó con una castellana, María Fernández, de la que tuvo dos hijos. Convertido al cristianismo, mantuvo éste hecho oculto en un principio para convencer más fácilmente a los musulmanes a que se rindieran, todavía lo seguían considerando miembro de la familia de califas. Luchaba ahora contra los moros con idéntico afán al que había empleado contra los cristianos hasta hace poco tiempo.

Así fue como Zayd Abu Zayd acabó convertido en Vicente Bellvís, como vaticinaron los frailes italianos. Al parecer pidió perdón por el daño causado y donó su palacio que acabó convertido en un convento franciscano, a su muerte fue sepultado en San Vicente de la Roqueta. Su gesto debió de ser bien considerado por los cristianos, no tanto por los musulmanes quienes lo debieron considerar un renegado desleal con el pueblo del que había sido gobernador. Ver para creer...

Compartir el artículo

stats