24 de marzo de 2017
24.03.2017

Presión contra la piratería en el taxi, con 42 multas en 2016

El Grupo Sigma se ha centrado en los locales de ocio nocturno y las estaciones de tren o autobús

24.03.2017 | 04:15

El Grupo Sigma de la Policía Local de Valencia ha incrementado su presión sobre la piratería en el taxi y eso se ha notado en el número de sanciones impuestas, que han pasado de las 31 del año 2015 a las 42 del año 2016. La mitad de esas denuncias tienen que ver con el incumplimiento de las tarifas, 5 lo fueron por trabajar en día de descanso y 16 por no presentar o tener caducada la tarjeta de transportes. Desde hace años las asociaciones de taxistas vienen denunciando el intrusismo creciente que padece el sector. Vehículos privados, vehículos con conductor y taxistas que trabajan sin cumplir la legalidad están creando graves problemas en un sector muy castigado por la crisis y por las nuevas fórmulas de movilidad nacidas al amparo de internet.

Los aeropuertos, estaciones, hoteles y discotecas son algunas de los espacios donde se concentra la piratería, que trabaja igualmente con clientes fijos que se mueven periódicamente entre dos ciudades.

Recogiendo esa denuncia general de los taxistas, el grupo municipal de Ciudadanos presentó una pregunta a la Comisión de Seguridad Ciudadana para ver cuál era la política municipal en este sentido. Y la respuesta es que existe un contacto permanente con las asociaciones de taxistas y que se ha incrementado notablemente la presión sobre la piratería, investigando tanto el alquiler de vehículos con conductor, como a los particulares que ofrecen sus vehículos para trasladar a personas o a aquellos taxistas que tienen la tarjeta de transportes caducada o incumplen el régimen tarifario.
Si en el año 2015 se impusieron 31 sanciones por este motivo (24 por incumplir las tarifas y siete por carecer de tarjeta), el año pasado el número se disparó hasta las 42, de las cuales la mitad fueron por incumplir tarifas, 5 por trabajar en el día de descanso semanal y 16 por no presentar o tener la tarjeta de transportes caducada.

Denuncias en general
Puede decirse incluso que la presión ha sido general sobre el mundo del taxi. Si en el año 2015 se inspeccionaron 350 vehículos y se impusieron 140 denuncias, el año pasado las inspecciones llegaron a las 521 y el número de denuncias se elevó a 315, más del doble que el año anterior.

Sólo en lo que va de 2017 se han realizado 6o inspecciones y se han puesto 24 denuncias.

Por lo que se refiere a la piratería en sí misma, el informe de la Concejalía de Protección Ciudadana explica que ha mantenido contactos con la Federación del Taxi, la Unión Gremial, Elite Taxi y las tres asociaciones juntas para abordar el tema.

Y las inspecciones se han realizado concretamente en las zonas de ocio nocturno y en las estaciones de tren y autobús. En concreto, durante el año 2016 se inspeccionaron 15 turismos a las puertas de discotecas.

La concejalía recuerda que está también presente en la Mesa contra el Intrusismo y la Piratería en el Taxi de la Comunitat Valenciana, una entidad creada por la Conselleria de Transportes, que es, además, el organismo que tiene las competencias para conceder las licencias tanto en la ciudad de Valencia como en el resto del Área de Prestación Conjunta.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook