20 de abril de 2018
20.04.2018
Ayudas

Entre siete y quince mil familias podrán recibir las nuevas rentas de inclusión

El lunes empieza la inscripción a través de los centros sociales para optar a ayudas que en 2018 llegarán a las personas más necesitadas con cantidades entre 257 y 1.011 euros

23.04.2018 | 09:14
Entre siete y quince mil familias podrán recibir las nuevas rentas de inclusión

La ciudad de València acogerá, a partir del próximo lunes 23, uno de los mayores procesos administrativos de la legislatura: se pone en marcha el nuevo plan de rentas inclusivas. Se calcula que entre 7.000 y 15.000 personas, con sus respectivas personas a su cargo en unidades de convivencia, pueden verse beneficiadas de unas ayudas que, en principio, alcanzan los 88 millones de euros.

Los centros de servicios sociales municipales serán los encargados de tramitar las solicitudes. Se trata de un proceso complejo, que empieza con el hecho básico de saber si se forma parte de los grupos susceptibles de ser ayudados. Para ello, de entrada, se recomienda consultar en el 010 y el 012 para realizar la primera criba.

Las rentas de inclusión son, en esencia, un subsidio condicionado a diferentes tipologías, pero unidas por un hilo común: deberían ir a parar a personas con recursos limitados, atrapados en hipotecas o alquileres con los que malviven, personas en riesgo de exclusión, víctimas de maltrato, etcétera y destinado a cubrir las necesidades básicas y poder insertarse en planes de inclusión sociolaboral para no hacer crónicos sus problemas económicos.

La concejala de Inserción Sociolaboral, Isabel Lozano, presentó ayer junto con la directora general de Inclusión Social de la Generalitat Valenciana, Imma Carda, la entrada en vigor de esta norma, que «materializa la voluntad del Govern de la Nau y del Botànic de rescatar personas, de trabajar por el bienestar de las personas». Y aseguró que, con la entrada de estos nuevos baremos «hay un antes y un después en la política de inserción. Va a ser un gran avance»

En un principio, el Ayuntamiento además de tramitar las solicitudes, también desarrollará tareas para detectar familias y unidades de convivencia que están en situación de vulnerabilidad y residían habitualmente en el municipio, con independencia del lugar donde pernoctan. Así mismo, los técnicos municipales se encargarán de hacer seguimientos de los casos y de los diferentes programas de inclusión, «y para llevar a cabo esta atención de proximidad, hemos dotado de más personal los centros de servicios sociales».

Dos de los conceptos se aplicarán inmediatamente, de tal modo que una vez presentada la petición, las ayudas se aplicarán desde el día 1 del siguiente mes. Son las de Renta de Ingresos Mínimos y de Inclusión Social, las más urgentes y para casos más difíciles.

Imma Carda, explicó que a esta renta puede acceder cualquier persona o unidad de convivencia que no tenga solvencia económica y destacó que la ley también contempla la situación de aquellas familias que en un momento determinado adquirieron una hipoteca y después arrastran su pago y, consecuentemente, malviven», así como aquellas que, ocasionalmente, consiguen un trabajo temporal.

En 2019 se incorporará la Renta complementaria de Ingresos por Prestaciones, en el que las pensiones y prestaciones son insuficientes. Y en 2020, los que, aún trabajando, no alcanzan a cubrir sus gastos.

Aquellos que, actualmente, reciben la Renta Garantizada de Ciudadanía (la versión hasta ahora vigente) la seguirán recibiendo hasta que expire.

Tipos de ayudas y personas a las que puede alcanzar

¿Qué es la Renta de Garantía de Ingresos Mínimos?
Es la prestación periódica, de naturaleza económica, dirigida a las unidades de convivencia en situación de exclusión o riesgo de exclusión social cuyo nivel de recursos económicos no alcance una garantía de ingresos mínimos, resultando insuficiente para atender los gastos asociados a las necesidades básicas de la vida diaria. Se adquiere el compromiso de favorecer el acceso a los derechos sociales básicos a las personas de la unidad de convivencia.
Se pone en marcha este año

¿Qué es la Renta de Garantía de Inclusión Social?
Es la prestación económica, dirigida a garantizar el derecho a la inclusión a las unidades de convivencia en situación de exclusión o riesgo de exclusión social cuyo nivel de recursos no alcance la renta de garantía de inclusión social, resultando insuficiente para atender los gastos asociados a las necesidades básicas de la vida diaria y en la que la persona titular o la persona o personas beneficiarias suscriban el acuerdo de inclusión social regulado por la ley.
Se pone en marcha este año

¿Qué es la Renta Complementaria de Ingresos por Prestaciones?
Es la prestación periódica, de naturaleza económica, dirigida a complementar el nivel de ingresos de la unidad de convivencia que, aun disponiendo de ingresos procedentes de ciertas pensiones o prestaciones sociales que no sean incompatibles, cuente con un nivel mensual de recursos económicos que resultan insuficientes para hacer frente a los gastos asociados al mantenimiento de un vida digna y que no alcanzan el importe para esta modalidad de renta.
Se pondrá en marcha a partir de 2019

¿Qué es la Renta Complementaria de Ingresos del Trabajo?
Es la prestación periódica, de naturaleza económica, dirigida a complementar el nivel de ingresos de la unidad de convivencia que, aun disponiendo de ingresos procedentes del trabajo, cuente con un nivel mensual de recursos económicos que resultan insuficientes para atender los gastos asociados a las necesidades básicas para el mantenimiento de una vida digna y que no alcanzan el importe que se determina para esta modalidad de renta.
Se pondrá en marcha a partir de 2020

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook