14 de junio de 2018
14.06.2018
Reivindicaciones

Más de cuarenta negocios de la Saïdia se unen a los vecinos en defensa del barrio

Denuncian los problemas de aparcamiento, el abandono de solares o el estado de las fachadas

14.06.2018 | 09:55
Más de cuarenta negocios de la Saïdia se unen a los vecinos en defensa del barrio

Los negocios del barrio de La Saïdia no pueden más. La falta de zonas para aparcamiento, el mal estado de algunas fachadas o el abandono de los solares son algunos de los problemas que ha provocado que los comercios locales se unan para formar una futura agrupación comercial a través de la Asociación de Vecinos Zaidia-Morvedre.

De momento, cuentan con 42 negocios que han mostrado su interés pero desde la propia asociación vecinal esperan que el resto se vaya uniendo de manera progresiva.

«Como no estamos constituidos como asociación y para facilitar los trámites, la Asociación de Vecinos Zaidia-Morvedre se ofreció a ampararnos hasta que estemos establecidos de forma legal», explica Javier Montolio, coordinador del proyecto y miembro de la agrupación vecinal, a Levante-EMV.

Con cerca de 688 comercios, según el padrón municipal de 2016, y con una población activa de 5.315 personas el sector empresarial está preocupado por la falta de inversión respecto a otros barrios de la ciudad. «Hay muchos bajos comerciales por explotar. No entendemos por qué estamos discriminados frente a distritos de Ciutat Vella o el Pla del Remei que reciben subvenciones por el turismo de compras», denuncia Montolio.

Es por ello que para conseguir mayor fuerza frente al Ayuntamiento quieren constituir la Agrupación Empresarial Morvedre. De hecho, ya cuentan con varios bocetos para el logo realizados por los propios socios. Para unirse el único requisito es que los comercios deben formar parte de la asociación vecinal que los ampara.

Una vez el tejido empresarial se constituya en la futura agrupación quieren hablar con el consistorio para tratar las problemáticas anteriormente citadas. Pero el hecho de que sean el distrito más cercano a la zona turística de Ciutat Vella hace que se planteen medidas más extremas como «la utilización de pancartas gigantes para que los visitantes vean los problemas reales de la ciudad», explica Javier Montolio.

Años de protestas

Desde la Asociación de Vecinos Zaidia-Morvedre llevan años denunciando la falta de actuación en sus calles. «Fachadas desprendidas que no se reparan, solares abandonados que ocupan gente sin techo, no hay aparcamientos, los jóvenes ensucian cuando vienen a hacer botellón por los locales de ocio y el asfaltado y la señalización está por renovar», son algunas de las quejas del presidente Gregorio Sebastián.

No obstante, Sebastián también reconoce que cuando hay una reclamación, el Ayuntamiento actúa, «pero no tendríamos que quejarnos para que vinieran, queremos más iniciativa suya», expone.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook