03 de julio de 2018
03.07.2018
Transporte metropolitano

Picassent y Alcàsser presentarán alegaciones para tener autobús nocturno a València

Las dos alcaldesas piden una reunión para protestar por quedar fuera de una idea que ellas mismas impulsaron

03.07.2018 | 04:15

El anuncio de la inclusión de un autobús nocturno en la nueva concesión CV-108 València Metropolitana Sud anunciada ayer en el DOGV ya cuenta con las primeras reacciones negativas. En este caso son dos los municipios, Alcàsser y Picassent, los que se han visto excluidos de este nuevo servicio metropolitano nocturno pese a que ellos formaron parte de la propuesta mancomunada junto a otros siete municipios elevada al Consell.

Es por ello, que las alcaldesas de ambas localidades, ambas del PSPV, Eva Zamora y Conxa Garcia, se han puesto en contacto para presentar en común alegaciones al plan que desde ayer está en exposición pública.En dichas alegaciones exigen que en la L5-N Silla-València se incluyan sendas paradas en Picassent y Alcàsser, aunque lo lógico sería que fuera la L-4 la que se duplicara por la noche y se incluyera una parada en Silla.

La línea 5-N que se incluye dentro de la nueva concesión presentada por el Consell sale de Silla y pasa por Beniparrell, Albal, Catarroja, Massanassa, Benetússer y Alfafar hasta València, con seis expediciones desde las 3.45 horas hasta las 5.45 horas.

«No entendemos porque se nos ha dejado fuera cuando nosotros fuimos uno de los impulsores de la propuesta mancomunada del bus nocturno que presentamos al Consell», señala la alcaldesa de Picassent, Conxa García.

«Encima que nuestra asignatura pendiente son las comunicaciones, ya que no tenemos ni metro ni tren de cercanías, nos dejan fuera también del bus nocturno cuando es una demanda que nos hacen nuestros vecinos», añade Eva Zamora, primera edila de Alcàsser.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook