23 de julio de 2018
23.07.2018
Polémica Mural

El Ayuntamiento dice que "no ha promovido" el mensaje del mural de Alsasua y que no ejerce ninguna censura

El autor rehizo ayer esta obra después de que el pasado mes de junio una de las concesionarias de limpieza lo borrara sin consultar

23.07.2018 | 20:01

El Ayuntamiento de València ha recalcado que "no ha promovido" el mensaje del mural realizado por el artista Elías Taño en el muro de Jesuitas en el que se critica la sentencia de Alsasua, al tiempo que ha recalcado que el consistorio "no ejerce ninguna censura previa de murales ni pintadas".

La corporación municipal ha realizado estas manifestaciones al hilo de las críticas vertidas desde algunas entidades ciudadanas y partidos políticos --entre ellos Covite y Ciudadanos-- por la realización de un mural en el que se expresa "solidaridad" con los jóvenes de Alsasua (Navarra) condenados por la agresión a dos guardias civiles y a sus parejas.

El autor rehizo ayer esta obra después de que el pasado mes de junio una de las concesionarias de limpieza lo borrara sin consultar al Ayuntamiento, que ofreció al artista un espacio en blanco para que pintara un nuevo mural. A las pocas horas de haberlo repintado, un hombre que ocultaba su identidad con un caso lo ha emborronado.

La Delegación de Parques y Jardines del Ayuntamiento ha precisado que esta institución "ni ha financiado ni ha promovido su mensaje, tal y como ha expresado una asociación ciudadana". Y ha agregado que el Ayuntamiento "no ejerce ninguna censura previa de murales ni pintadas". "En el caso de los murales se controla una vez aparecen en la ciudad que no tengan referencias a violencia de género, homofobia, alusiones sexistas, racistas, fascistas o de delitos de odio, como se ha expresado anteriormente".

Añaden que la Delegación de Limpieza encarga a las contratas limpiar de manera sistemática los graffitis o pintadas que ensucian las paredes o mobiliario urbano. En el caso de murales de contenido artístico, estos se respetan como muestra de arte urbano. Dichos murales no deben contemplar referencias a violencia de género, homofobia, alusiones sexistas, racistas, fascistas o de delitos de odio.

En el caso del mural de Elías Taño, continúan, "la contrata municipal de limpieza borró su mural contraviniendo la norma general explicada y, por ello, desde la Delegación de Parques y Jardines se ofreció al artista poder realizar un mural, indicando, asimismo, que no podían aparecer en él referencias a violencia de género, homofobia, alusiones sexistas, racistas, fascistas o de delitos de odio".

"En ningún caso, los autores de murales (ni de los grafitis) alertan al Ayuntamiento de su intención de realizar un mural (o una pintada) en el espacio público, por lo que tampoco se controla su contenido previamente a su realización, como ocurrió con el mural que Elías Taño pintó en el barrio del Carmen. En el caso del segundo mural, el autor sí quiso hacer pública su voluntad de realizar dicho mural, tal y como comunicó a la delegación de Parques y Jardines", detallan fuentes municipales.

"Partidismo a toda costa"

Por último, la Delegación de Parques y Jardines informa de que el segundo mural realizado por Elías Taño ha sido emborronado por otras personas tapando el mensaje del mural, "una acción coincidente con la petición que el grupo municipal de Ciudadanos ha anunciado para el próximo pleno".

El Ayuntamiento recuerda a dicho grupo municipal que la corporación no ha realizado nunca ningún "alegato sobre actos violentos, y que no debería tratar de hacer partidismo a toda costa", concluyen.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook