15 de enero de 2019
15.01.2019
Ciutat Vella

Las ZAS piden ayuda al Síndic por los recortes de horarios

Las asociaciones y colectivos de la entidad solicitan que se active un nuevo debate que supere el actual modelo de zonas saturadas

14.01.2019 | 22:33
Los agentes sociales, en la reunión celebrada ayer.

Las asociaciones y colectivos integrados en la plataforma AntiZas van a poner en marcha una campaña de recogida de firmas dirigida al Síndic de Greuges para solicitar su amparo y activar un nuevo debate sobre la lucha contra el ruido en la ciudad València.

Así lo anunciaron ayer, tras la reunión mantenida con el adjunto al Síndic de Greuges, Carlos Morenilla, por miembros de esta plataforma, integrada por hosteleros, comerciantes y vecinos de las zonas de Xúquer, Woody, Juan Llorens, el barrio del Carmen y Russafa.

En el encuentro, la Plataforma AntiZas ha denunciado «la incapacidad» del Ayuntamiento de València para luchar contra la contaminación acústica y el «permanente acoso» contra las pymes del ocio y el turismo.

La plataforma ha indicado que el «nuevo clima de diálogo» existente entre vecinos y pymes debería permitir iniciar «una nueva etapa», capaz de abordar la lucha contra el ruido y el impacto del ocio, a partir de un diagnóstico «eficaz y realista» que identifique las «verdaderas causas» del ruido nocturno en València.

Han reclamado que los ayuntamientos definan planes que den prioridad a actuaciones «contra las actividades ilegales, como el botellón y los lateros, los músicos callejeros, el control de las tiendas de conveniencia y el comercio 24 horas, que promueven el botellón, las molestias y problemas de inseguridad asociadas a la impunidad de las viviendas turísticas».

La reunión con la oficina del Síndic de Greuges ha permitido informar de la creación de la Plataforma Convivir Russafa, el Colectivo Ciutat Vella i Viva o la Asociación Vecinal y Empresarial de Ocio y Cultura Zona Xúquer, integradas por vecinos, comerciantes y hosteleros, para poner en marcha medidas para la protección del entorno económico, urbano y social de sus barrios.

La plataforma AntiZas reclama la superación del modelo de las ZAS y la revisión de todas las zonas saturadas declaradas en la ciudad de València (Plaça Xúquer, Zona Woody, Juan Llorens y El Carmen), donde «no se cumplen las medidas aprobadas por el propio Ayuntamiento».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook