18 de julio de 2019
18.07.2019
Pacto del Rialto

Ribó y Gómez firman el pacto por "una ciudad feminista, amable y de oportunidades"

El acuerdo incluye seis grandes áreas donde destaca el urbanismo sostenible con un eje triangular que conecte peatonalmente las plazas del Ayuntamiento, San Agustín y la de la Reina

18.07.2019 | 14:18

El alcalde Joan Ribó y la vicealcaldesa Sandra Gómez han presentado este mediodía el plan de gobierno del Rialto, que sustituirá al del Govern de la Nau. "Es un acuerdo para una ciudad feminista y de oportunidades, que evite la fuga de talentos", incidía Ribó. "Es algo que asumimos ante los vecinos de la ciudad, para que puedan ser partícipes del mismo y llegado el momento lo valoren igual que lo demandan", expresan en la rúbrica tanto Ribó como Gómez.

Ambas formaciones se comprometen a concretar proyectos como la reurbanización de las tres plazas, Ayuntamiento, de la Reina y San Agustin, creando un eje triangular que potencie la peatonalización, así como la regeneración de los barrios del Maritimo. El acuerdo del nuevo gobierno municipal pivota sobre seis grandes ejes, el primero de los cuales responde al nombre de ciudad feminista, donde se quiere garantizar la participación paritaria y la representación de las mujeres en los diferentes órgnanos de participación y decisión municipales. El segundo punto persigue una ciudad de oportunidades y de mejora del empleo, con un Plan Estratégico de Comercio 2021-2015 que permita al sector adaptarse a las nuevas realidades de consumo.

Entre los objetivos de la próxima legislatura, cuyo pacto se firmó ayer en el Rialto, está la de finalizar la revisión pormenorizada del PGOU, en pos de una ciudad más amable que incida positivamente en la calidad de vida, el bienestar y la salud de las personas. En este apartado se incluye el impuesto turístico progresivo al turismo, previa aprobación de la Generalitat Valenciana y consensuado con el sector. Una tasa que permita al ayuntamiento destinar su recaudación a compensar los gastos producidos por la presión del turismo, así como la promoción y protección de los aspectos singulares de la ciudad.

Impulsar una nueva ordenanza de limpieza, con la extensión de la recogida selectiva de residuos en toda la urbe, y otra sobre la tenencia y protección de animales es uno de los 64 puntos del nuevo programa, que recoge la implantación de un Plan Integral contra la Contaminación Atmosférica, aumentando la red de vigilancia y control del aire en la ciudad. En el capítulo de Movilidad Sostenible, se anuncia el impulso a los recorridos peatonales a través de grandes ejes, al vehículo eléctrico, la mejora del transporte público y el aumento de las líneas de la EMT, con mayor conexión y eficiencia. Un plan director de la Bici.

En el cuarto punto, la ciudad de las personas, se pretende extender la red pública de escuelas infantiles de 0 a 3 años, así como abordar el problema de la soledad de los más mayores. El quinto hace referencia a sinónimo de libertad y cultura, con especial atención a un Plan Estratégico Cultural para entrar en la red de ciudades creativas de la Unesco, y un Plan Municipal por la Diversidad LGTBI. El punto 60, además, hace especial hincapié en que en todos los casos, los ciudadanos tienen el derecho a dirigirse a cualquier instancia pública o privada en la lengua eleggida, tomando las medidas necesarias que prevé la legislación vigente.

El sexto y último apartado, el de València como ciudad metropolitana, participativa y abierta, los dos socios de gobierno quieren impulsar en las Corts Valencianes la aprobación de una Ley de Capitalidad que dote a la ciudad de un estatuto especial, con la exigencia a las distintas administraciones la conclusión de la L10, la reforma de la estación de autobuses o el soterramiento de las vías.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook