14 de enero de 2020
14.01.2020
Levante-emv
Urbanismo

El ayuntamiento exige al Valencia CF que el nuevo estadio esté acabado en 2025

La vicealcaldesa Sandra Gómez advierte que el consistorio no es partidario de prorrogar otra vez el plan de Mestalla - Urbanismo realiza mejoras de accesibilidad en Benicalap con 250.000 euros que el club paga por las cargas urbanísticas

13.01.2020 | 23:10
Una imagen del esqueleto del nuevo estadio del Valencia CF, que lleva así más de una década.

El Ayuntamiento de València ha puesto fecha para que el nuevo estadio del Valencia CF esté terminado. 2025 es el año límite. Tras más de una década con las obras paralizadas en Benicalap, la vicealcaldesa Sandra Gómez aseguró que es el momento de que el club de Peter Lim asuma un compromiso definitivo, ya que el consistorio no está dispuesto a aceptar una nueva prórroga. De hecho, el campo de fútbol de Corts Valencianes debería haber estado finalizado en 2022 según el actual plazo renovado en 2015, pero la también concejala de Desarrollo Urbano es consciente de que será imposible cumplir con ese requisito, por lo que estimó que 2025 debe ser el compromiso ineludible para la entidad valencianista.

«La Actuación Territorial Estratégica (ATE) se renovó en 2015 por un plazo de 10 años y en 2025 todas las diferentes fases han de estar acabadas. Aunque la ATE se firmó con la Generalitat, como ciudad queremos que se cumplan los hitos y como administración vamos a estar pendientes de que este tema esté resuelto en 2025», aseguró la vicealcaldesa en una visita a Benicalap donde se han realizado obras de mejora del entorno a cargo del Valencia CF.

Para reiniciar las obras el club debe completar su acuerdo con la cooperativa ADU Mediterráneo, que comercializará pisos y zonas terciarias en los terrenos que se liberen del viejo Mestalla. Aunque hace tres años el club presentó un proyecto de reparcelación, el consistorio lo rechazó por contener multitud de errores, según fuentes de Desarrollo Urbano, por lo que se espera que presenten en breve un nuevo documento que deberá aprobar València.


«Se ha de acabar sí o sí»
Por ello, Sandra Gómez asegura que no tienen constancia «de cuándo podría ser el reinicio de las obras», pero advirtió de que los hitos de la ATE «se han de cumplir y el club es consciente de que debe dar pasos decisivos para acabar el nuevo estadio». «Es importante para la ciudad y sus aficionados; la obra no puede quedar parada sine die y hay que dar ya una respuesta y solución, las obras han de terminarse sí o sí», manifestó ayer.

En cuanto a las obras que visitó ayer la concejala de Desarrollo Urbano, se trata de unas mejoras «que van a cargo del Valencia CF por las cargas urbanísticas de la Actuación Territorial Especial que se firmó con el club y que llevaba muchos años sin ejecutar». «Lo primero que hizo el anterior Govern de la Nau fue exigir a la entidad que se hiciera cargo de estas contraprestaciones que tenía que dar la barrio de Benicalap para mejorar su entorno urbano y la calidad de vida de sus vecinos y vecinas», recordó la edil socialista.

«Este gobierno ha exigido y exige al club que cumpliera con sus obligaciones con el barrio de Benicalap. Aún están pendientes el pago de dos anualidades, con aproximadamente 180.000 euros, que irán dirigidas a mejorar la accesibilidad y ampliar el espacio de aceras. Desde que está esta nueva corporación, desde el mandato pasado, se ha ido pagando y estamos convencidos que acabarán pagando lo que falta», detalló Sandra Gómez.

En cuanto a la actuación en sí, presupuestada en 259.712,65 euros, la edil señaló que se ha mejorado el entorno urbano de los dos colegios de Benicalap, que cuentan con la peatonalización de la calle Tuéjar «y que supone la primera experiencia en nuestra ciudad de ser una calle dedicada especialmente al juego». «Entra dentro de la dinámica de recuperación de espacio público, y estas obras han recuperado un itinerario peatonal que va desde la plaza de la Iglesia hasta prácticamente el Nou Mestalla, con 415 metros cuadrados nuevos. Se han ampliado aceras en la calle José Grollo, se ha mejorado la accesibilidad con 51 rampas y 27 pasos de peatones adaptados. Además se ha asfaltado la calle Nicasio Benlloch con pavimento fonoabsorvente que reducirá la contaminación acústica», explicó Gómez.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook