21 de enero de 2020
21.01.2020

El Ayuntamiento de Valencia le declara la guerra a las cacas de perros

La delegación de limpieza inicia una campaña de concienciación con carteles y estacas en los jardines, y no descarta el análisis de ADN en el futuro

21.01.2020 | 13:30
Campillo ha señalado que espera que la campaña de concienciación sea un éxito.

El Ayuntamiento de València, a través de la delegación de limpieza, ha iniciado una campaña de concienciación ciudadana para luchar contra los dueños que no recogen las cacas de los perros en la vía pública. El vicealcalde y concejal delegado, Sergi Campillo, ha explicado que se van a utilizar por primera vez en València estacas con la silueta de un perro que avisa de una posible multa mínima de 150 €, a imagen y semejanza de una acción que se ha desarrollado en Viena recientemente y que ha tenido mucho éxito.

Además de las 1.000 estacas se van a poner carteles en 80 mupis, dos columnas, tres formatos de gran tamaño y se van a editar 10.000 vinilos adhesivos para comercios, hostelería, asociaciones de vecinos, edificios municipales y casales falleros. También se van a reponer les bolsas de las 616 papeleras con dispensadores que existen en la ciudad.

El concejal se ha explicado que el Ayuntamiento va a iniciar una gran campaña de concienciación en el futuro, pero esta dedicada a las cacas de los perros es un avance. Este año el consistorio cuenta con un presupuesto de 400.000 € para este tipo de acciones. «La limpieza es un pozo sin fondo, no es cuestión de incrementar los recursos indefinidamente. Hay que corresponsabilizar al ciudadano del cuidado de la ciudad porque la calle es la casa de todos», ha resaltado el vicealcalde.

Campillo ha señalado que espera que la campaña de concienciación sea un éxito, pero en el caso de que no funcione estudiará otras alternativas. «Todos sabemos que en otras ciudades hacen análisis de ADN y lo vamos a estudiar también en València pero es algo complicado sobre todo porque tiene un coste económico elevado?, no es barato», ha remarcado el edil. Con todo ha advertido que si la campaña no es efectiva «daremos un paso más, vamos a ir contra los incívicos».

La campaña se desarrollará en un primer momento del 21 de enero al 17 de febrero aunque Campillo no descarta que se prolongan el tiempo sobre todo si el mensaje cala entre los ciudadanos. El lema es «El gos és teu. El barri, de totes i tots».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook