Esta mañana una intensa humareda blanca que se avistaba desde distintas partes de la ciudad de València ha llamado la atención de los vecinos que se preguntaban si era un incendio. No es así.

En realidad se trata de la quema de la paja del arroz. La Concejalía de la Devesa ha confirmado que esta mañana se ha quemado este residuo en los tancats del Palmar. A través de la aplicación Quepar 2020, que evalúa el nivel de riesgo meteorológico y ambiental asociado a la gestión de la paja en el Parque Natural de l'Albufera, se ha confirmado que era viable quemar.

Los tancats en los que se han prendido hoy han sido los de Establiment, Mata de Rates y una parte de Baldovi. En los próximos días está prevista la quema de Recati y Piules.