30% DTO ANUAL 24,49€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Jardín de las Hespérides cierra sin fecha de reapertura

El ayuntamiento busca una solución para el asentamiento de personas sin hogar que hay en la entrada trasera al parque

Puerta trasera del jardín de las Hespérides (Gaspar Bono) cerrada. | F.CALABUIG

Puerta trasera del jardín de las Hespérides (Gaspar Bono) cerrada. | F.CALABUIG

El Ayuntamiento de València mantiene cerrado desde hace meses el jardín singular de las Hespérides, anexo al jardín Botánico y al futuro jardín de Jesuitas. Un cartel en la entrada de este recoleto jardín cerrado («hortus conclusus») inspirado en la mitología y con una importante colección de cítricos avisa con un pequeño cartel del cierre temporal del recinto por «trabajos de mantenimiento». Consultada al respecto, la Concejalía de Parques y Jardines explica que se tomó la decisión de cerrar este recoleto jardín municipal por los problemas para mantenerlo dada la proximidad de un asentamiento de personas «sin techo» que lleva meses instalado en la calle Beato Gaspar Bono, donde se encuentra la puerta de entrada trasera de las Hespérides.

El de la calle Beato Gaspar Bono es uno de los asentamientos de vivienda precaria controlados por los Servicios Sociales a los que se espera dar solución con el futuro albergue anunciado esta semana en el barrio de Patraix y al que habrá que buscar nueva ubicación tras aclararse que la parcela donde se había proyectado ya está reservada para un centro cívico.

El asentamiento del Botánico tiene un seguimiento periódico por parte de los trabajadores de los Servicios Sociales, que les han ofrecido sin éxito, alguna de las plazas disponibles en los albergues existentes en la ciudad. Las condiciones del campamento, donde el ayuntamento instaló depósitos de agua, son insalubres. El ayuntamiento estima que en la ciudad hay 900 personas sin techo, 500 de las cuales viven en la calle y el resto en albergues.

Compartir el artículo

stats