Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El PSPV llevará el texto del monolito al pleno tras fracasar el último intento de negociación

La socialista Sandra Gómez insiste en que la Plaza del Ayuntamiento «es del 15-M y de todos los movimientos sociales y culturales que llevan décadas trabajando por la ciudad»

Monolito que tienen 
enfrentados a los socios de 
gobierno.  g.caballero

Monolito que tienen enfrentados a los socios de gobierno. g.caballero

La vicealcaldesa de València y secretaria general del PSPV de València, Sandra Gómez, ha reivindicado que la Plaza del Ayuntamiento tiene que ser el lugar de encuentro de todos los valencianos y es «la plaza del 15M y de todos los movimientos sociales y culturales que llevan décadas trabajando» por la ciudad. Gómez se pronunció en estos términos después de presentar una moción al próximo pleno en la que propone que se acuerde un texto para el monolito que Compromís ha dedicado principalmente al 15-M en la Plaza del Ayuntamiento. En su último intento de acuerdo llevado a cabo ayer, Compromís volvió a rechazar, al parecer, cualquier pacto en ese sentido, por lo que las diferencias al respecto siguen en todo lo alto.

Sandra Gómez insistió en que se trató de una decisión «unilateral», que no se acordó, algo «contradictorio» con el 15M, y recordó que este movimiento «pedía a los políticos humildad, acuerdo y entender que la sociedad es diversa y plural». «Después de muchos esfuerzos por adoptar un acuerdo, hoy nos hemos vuelto a encontrar con una negativa» de Compromís para apoyar la moción, explicó la concejala socialista, para añadir que en ella piden que la infraestructura que se instale tenga que verificar que cumple con las normas de protección de Ciutat Vella, con el fin de evitar que prosperen denuncias de la oposición y garantizar que cuenta con todas las garantías legales.

Igualmente, explicó que la cuestión de fondo es que una vez pase el homenaje al 15M se pueda ultimar entre todos los movimientos cívicos y sociales un texto que incluya tanto este movimiento como el conjunto de movimientos que llevan décadas trabajando por la ciudad.

Según dijo, diferentes entidades se han puesto en contacto con los socialistas para reivindicar décadas de lucha y activismo y por eso ha afirmado que no se puede «borrar ni excluir» a nadie sino intentar que todo el mundo «se sienta representado»

Compartir el artículo

stats