El Ayuntamiento de València continúa con las obras de recuperación de la Barraca de Cotofío, también conocida como la Barraca del Tío Tonet. Actualmente se están realizando trabajos arqueológicos, ya que, como ha explicado la concejala de Pueblos de València, Lucía Beamud, se trata de un Bien de Relevancia Local. Además, ha puesto en valor este lugar, ya que es la única barraca de titularidad municipal que queda, puesto que «todas ellas se destruyeron por las políticas depredadoras anteriores en nuestro territorio».

«Queremos recuperar la parte de nuestro patrimonio como valencianos y valencianas y, sobre todo, de los vecinos de La Torre, ya que se trata de un lugar de encuentro y, a su vez, aumenta la red asociativa del municipio», ha recalcado Beamud.

Por su parte, la concejala de Gestión de Recursos, Luisa Notario, ha recalcado que «desde el consistorio tenemos un compromiso firme con la protección del patrimonio arquitectónico de nuestra ciudad», la cual, en sus palabras, se demuestra «de una manera muy clara a través de las inversiones y los resultados del plan de intervención de edificios municipales de valor patrimonial y social, en el que se han invertido más de tres millones de euros».

Notario ha añadido que el gobierno del Partido Popular la declaró en ruina en 2007 y la dejó totalmente abandonada, pero el actual gobierno de Ribó está haciendo las intervenciones necesarias para recuperar el edificio, dar respuesta a las reivindicaciones vecinales y, además, crear sinergias entre asociaciones del pueblo».

Este estudio arqueológico definirá algunos elementos característicos de las barracas y, posteriormente, las obras continuarán con la urbanización de la parcela y la rehabilitación de toda la construcción, lo cual tendrá un coste de unos 82.000 euros.