Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El plan del Cabanyal protege 15 palmeras y un ficus de 15 metros

El catálogo del nuevo documento urbanístico protege elementos de la Semana Santa Marinera

Palmeras de Doctor Lluch que se catalogan en el plan del Cabanyal. | A.V.

Palmeras de Doctor Lluch que se catalogan en el plan del Cabanyal. | A.V.

El Plan Especial de Protección del Cabanyal-Canyamelar protege una quincena de palmeras catalogadas como monumentales que rondan los veinte metros de altura. Además el ayuntamiento ha solicitado a la Generalitat que incorpore al catálogo de árboles monumentales un ficus de 60 años, de la calle Drassanes que supera los 15 metros de altura y cuya copa tiene un diámetro de 25 metros, con el objetivo de protegerlo.

La mayoría de las palmeras protegidas por el nuevo plan especial del Cabanyal son datileras y se distribuyen en parejas o grupos de tres en la calle Barraca o la calle Doctor Lluch. Destaca una palmera de Canarias en la plaza Hòmens de la Mar, cuya copa tiene más de siete metros de diámetro. También se protege una Washingtonia de la avenida Tarongers. El nuevo plan especial del Cabanyal encargado por la concejalía de Desarrollo Urbano a la empresa municipal Aumsa incluye un pormenorizado estudio de los valores paisajísticos del barrio. El catálogo considera relevantes el núcleo histórico tradicional del Cabanyal; las iglesias de Nuestra Señora de los Ángeles, de Nuestra Señora del Rosario o del Cristo Redentor; el molino de Serra que alberga el museo del Arroz; tres chimeneas de antiguas instalaciones industriales en las calles Vicent Brull y Arquitecte Alfaro; la sede de la Sociedad Musical Unión de Pescadores; la Fábrica de Hielo; el antiguo matadero «L’Escorxador»; la antigua tonelería Soler o varias naves industriales, además de casas y edificios singulares. El PEC protege elementos de la Semana Santa Marinera.

Compartir el artículo

stats