Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

València contará con 300 contenedores nuevos de aceite doméstico

Este proyecto fue fruto de los presupuestos participativos y tiene un importe de casi 300.000 euros

Dos operarios recogen un contenedor de aceite doméstico

El Ayuntamiento ha adjudicado el contrato para instalar aproximadamente 300 contenedores metálicos de aceite doméstico en las calles de todos los barrios y pueblos de València por importe de 299.997,46 euros. 

El vicealcalde y concejal de Ecología Urbana del Ayuntamiento de València, Sergi Campillo, ha señalado que este proyecto, fruto de los presupuestos participativos, tiene como objetivo facilitar el reciclaje del aceite de cocina, “un producto altamente contaminante”. Así, en 2020 la ciudad de València recogió a través de sus 95 contenedores actuales, situados en edificios municipales, un total de 29,8 toneladas de aceite doméstico, que equivalen a aproximadamente 37.250 litros de aceite. “Así que el margen de mejora, con los nuevos contenedores situados directamente en la vía pública, será muy grande”, ha destacado Campillo, quien ha informado que el consistorio está estudiando que sean entidades sin ánimo de lucro las que se hagan cargo de la recogida del aceite, para hacer intervención social. 

De esta manera, la oferta ganadora ha permitido aumentar el número de contenedores hasta 302 unidades, de las 266 que inicialmente se habían previsto en la licitación. Tal y como ha explicado Campillo, “hasta ahora teníamos muchos contenedores en edificios públicos, pero esto limitaba el horario en que la gente podía usarlos". Por ello, ha recalcado que "han sido las vecinas y vecinos los que nos pidieron que instaláramos este tipo de contenedores en la calle”. 

Los contenedores, que serán antivandálicos y antirrobo, contarán con un sistema de retención de líquidos antiderrame con capacidad de al menos seis litros. Constarán de dos partes: el exterior, que será metálica, con capacidad para depositar el aceite en botellas de plástico de hasta cinco litros, y la parte interior, que consistirá en una cubeta metálica o en un contenedor de polietileno de alta densidad. Además, en estos contenedores se colocará información sobre el reciclaje de aceite doméstico y otras informaciones importantes para la correcta gestión de los residuos por parte de los vecinos y vecinas.

Serán unos 300 contenedores los que se distribuirán por los barrios y los pueblos de València, y que convivirán con los que están ubicados en los edificios públicos, y con los que hay en los ecoparques fijos y móviles del Ayuntamiento de València y de la Entidad Metropolitana del Tratamiento de Residuos (EMTRE) con el objetivo de facilitar el reciclaje del aceite de cocina. 

"El aceite es altamente contaminante y no se debe echar por los desagües de casa, debemos tener en cuenta que es muy difícil de eliminar cuando se hacen los procesos de depuración del agua y, por lo tanto, lo que hay que hacer siempre es reciclarlo”, ha expuesto el vicealcalde. Según algunos estudios, un único litro de aceite puede llegar a contaminar 40.000 litros de agua.

Compartir el artículo

stats