Multitud de jóvenes se concentran cada fin de semana para hacer botellón en la plaza de Benimaclet, junto a la iglesia.

Recientemente, Levante-EMV ya alertó de las quejas de la Asociación de Vecinos de Benimaclet por el incivismo y la suciedad que dejan los botellones en la plaza así como en las construcciones en ruinas del extrarradio: la Eskombrera o antigua fábrica lechera del Prado, y la alquería de Serra, que está en muy mal estado. Pero, lo cierto es que cada fin de semana se sigue repitiendo la misma escena.