Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El "legado" de Barberá vuelve a enfrentar al Rialto con el PP

Tello enfurece a los populares al confirmar que retirará una placa dedicada a la exalcaldesa ubicada en La Lonja porque «el ayuntamiento no paga propaganda con dinero público»

El "legado" de Barberá vuelve a enfrentar al Rialto con el PP

El «legado» de Rita Barberá en València y el reconocimiento a su etapa como alcaldesa del Cap-i-Casal ha vuelto a provocar un agrio enfrentamiento entre el Govern del Rialto y el Partido Popular de la ciudad.

Tras publicar Levante-EMV que la concejala de Patrimonio, Glòria Tello, ha decidido no restaurar la placa que rinde homenaje a Rita Barberá en el Salón del Consulado de La Lonja y que va a retirarla porque carece de cualquier interés artístico, la portavoz del PP, María José Catalá, acusó al gobierno municipal de Compromís y PSOE de querer «enterrar» los logros de Barberá durante sus 24 años en la alcaldía de València.

Los populares pidieron que no se retire este rótulo, ya que es parte de la historia de la ciudad. También exigieron que se restaure, dado que lleva años con el nombre de Rita Barberá Nolla tachado. La respuesta a la petición del PP para su arreglo fue, hace ya cuatro años, que no había disponibilidad presupuestaria. «Ahora han decidido retirarla en un intento del gobierno encabezado por Joan Ribó y apoyado por el PSOE de enterrar el legado de Rita Barberá», señaló Catalá, quien ya ha anunciado que cuando sea alcaldesa en 2023 volveré a colocarla.

Por su parte, la concejala de Compromís Glòria Tello ha afirmado que volver a hacer una placa «supondría, además de utilizar recursos públicos en propaganda, volver a agujerear la pared de la Lonja, con la consiguiente afección negativa al patrimonio que eso conllevaría en el edificio histórico más importante del Ayuntamiento de València». Asimismo, añadió la regidora, «la rehabilitación que esa placa atribuye a Rita Barberá es una rehabilitación de todos los valencianos y valencianas, pagada con dinero público, y no es propiedad de un alcalde o alcaldesa».

Catalá y el PP ya chocaron tiempo atrás con la negativa de Compromís y PSOE a su solicitud de nombrar a Rita Barberá como alcaldesa honoraria de la ciudad.

Los partidos que forman la coalición de la izquierda entienden que las causas judiciales que aún afectan al equipo más cercano a Barberá, y las deudas dejadas por la Fórmula 1 y la Copa del América en la ciudad, también forman parte de ese «legado» que no merece ser homenajeado. Mientras, Catalá se ha apuntado a la estrategia del líder del PP Carlos Mazón, que pasa por poner en valor la figura de Barberá. Por ello, Catalá ha pedido perdón por haber impulsado una moción que se aprobó en les Corts contra Barberá para obligarla a dejar su cargo de senadora.

Compartir el artículo

stats