El alcalde de València, Joan Ribó (Compromís), ha considerado este lunes, tras conocer que el PP remodelará la calle Colón si llega a la Alcaldía en 2023, que su portavoz y presidenta de la formación en la ciudad, María José Catalá, "solo piensa en el coche privado". El primer edil ha destacado la reducción de vehículos privados lograda en esta vía con la reforma realizada por el ejecutivo que preside y en favor del transporte público y ha afirmado que así "Colón no es menos segura".

Ribó, que ha recibido esta jornada en el consistorio al alumnado de 3º de Primaria del CEIP Humanista Mariner, se ha pronunciado de este modo en declaraciones a los medios de comunicación, preguntado por el anuncio realizado esta jornada por Catalá respecto a la citada calle. La portavoz del PP ha avanzado que si accede a la Alcaldía el próximo año una de las "acciones prioritarias" de su equipo será rediseñar Colón para hacerla "más accesible y segura" y dar prioridad a "la seguridad y la accesibilidad de todos los usuarios de esta vía: peatones, bicicletas, patinetes y vehículos" sin olvidar "las necesidades de comerciantes y vecinos de la zona".

"A María José Catalá lo primero que tengo que decirle es que 'Qui té fam somia amb rotllos ("Quien tiene hambre sueña con rollos")

"A María José Catalá lo primero que tengo que decirle es que 'Qui té fam somia amb rotllos ("Quien tiene hambre sueña con rollos")", ha respondido Joan Ribó, respecto a las aspiraciones de la responsable 'popular' para gobernar València.

En este sentido, el responsable municipal ha aseverado que "eso de ser alcaldesa en 2023 lo decidirán los valencianos y las valencianas, no ella". Asimismo, ha comentado que él y Catalá concurrieron ya como cabezas de lista en los comicios municipales de 2019 y ha subrayado que "quedó claro quién ganó". "Creo que es posible que pase alguna cosa parecida en 2023", ha apostillado Ribó.

Respecto a la propuesta de reforma de la calle Colón que defienden los 'populares', el primer edil ha pedido a su portavoz que le explique "qué va a hacer con los autobuses y qué va a hacer con estos temas". "Ella solo piensa con el coche privado. Tendría que cambiar las coordenadas porque en Europa y en todo el mundo al hablar de sostenibilidad también se debe pensar en coordenadas de movilidad" dentro de "las ciudades", ha declarado Joan Ribó, que ha dicho que "así se planteó en la calle Colón".

Preguntado por el estudio sobre esta vía realizado por el auditor de Seguridad Vial por la Unión Europea Andrés Luis Romera, con quien este lunes se ha reunido Catalá para conocer ese trabajo, y por los "riesgos" que apunta en esta zona de la ciudad, el alcalde ha opinado que "siempre que hay un coche hay un peligro".

"Se estudiará"

No obstante, Ribó ha comentado que no conoce esa auditoría y ha señalado que se estudiará, así como que "si se debe introducir alguna modificación parcial se introducirá". "Si hay que cambiar alguna cosa especial en algún punto especial, se estudiará", ha apuntado.

En todo caso, el responsable municipal ha destacado que "el hecho de pasar de coche privado a transporte público mayoritario" hace que esos riesgos no parezcan "demasiado evidentes". "La calle Colón, con mayoría de carriles para transporte público no es menos segura que con mayoría de coches privados", ha insistido.