Levante-EMV

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El desbloqueo de 13 PAI genera suelo residencial para cuatro años

«Hay disponibles 564.000 m2 de terreno residencial y 345 parcelas»

Pisos en València: desbloquean 13 PAI para nueva vivienda ante la elevada demanda. M. A. Montesinos

La Concejalía de Desarrollo Urbano ha movilizado en los últimos siete años 564.000 metros cuadrados de suelo residencial, superficie equivalente a 56 campos de fútbol, que permitirá, según los cálculos del área que gestiona la socialista Sandra Gómez, cubrir la demanda de nuevas viviendas durante los próximos «tres o cuatro años».

Mientras las promotoras advierten del agotamiento de las bolsas de suelo edificable en la capital y del bloqueo de las licencias, la concejalía de Desarrollo Urbano mantiene que hay reservas porque en los últimos años se han desbloqueado varios sectores urbanizables en la Fuente de San Luis, el Parc Central, los Cuarteles de San Vicente o el Grao. De hecho, en la actualidad existen 345 parcelas en 35 PAI y sectores ya urbanizados que aún no han solicitado licencia de obra que suman 386.000 metros cuadrados .

El actual gobierno municipal de coalición (Compromís y PSPV) aboga por un modelo de crecimiento basado en la rehabilitación y la renovación de la ciudad existente, sin consumir más suelo de huerta, tal como preveía la modificación del PGOU impulsada en 2004 por el PP y revisada por el actual gobierno para eliminar los sectores urbanizables previstos en zonas de huerta como Vera o Campanar.

Cuando aún estaba en la oposición, el grupo municipal socialista mantenía que en València quedaba suelo, incluyendo la recalificación del Mestalla, para construir 40.000 viviendas.

Cinco mil viviendas en Parc Central

Uno de los grandes PAI pendientes es el del Parc Central, con 5.000 viviendas previstas, vinculado a la operación ferroviaria de soterramiento de las vías y construcción de la nueva Estación Central. Con la construcción del canal de acceso, ya en proceso de obtención del suelo y firma del nuevo convenio de financiación, y cuyas obras arrancarán previsiblemente en 2023, se generarán casi 58.000 m2 de suelo para viviendas y casi 16.000 m2 de terciario.

Otro de los desarrollos bloqueados desde hace años por las cargas urbanísticas, en especial, por el circuito de la Fórmula 1, es el PAI del Grao, junto a Natzaret y la Marina. El ayuntamiento ha alcanzado un acuerdo con los dueños mayoritarios del suelo para desbloquear el sector, donde habrá 54.000 m2 de suelo para nuevas viviendas y usos terciarios. Los propietarios asumirán 32 de los 42 millones de deuda generada por las obras del circuito y las administraciones local y autonómica asumirán los diez restantes.

El PAI de la Fuente de San Luis, con 25.000 metros cuadrados de suelo residencial y 90.000 de terciario, a espaldas de la nueva Fe de Malilla, es uno de los sectores en construcción más avanzado. Se espera que los primeros vecinos empiecen a llegar este verano.

Los 13 PAI liberan 345 nuevas parcelas de suelo residencial para levantar vivienda de obra nueva en València.

Además de estas grandes bolsas de suelo, el área de Desarrollo Urbano asegura que casi todos los PAI disponibles, hasta 13, están ya en distintas etapas de tramitación. Uno de los PAI más conflictivos es el de Benimaclet, que ha estado bloqueado durante meses por la falta de acuerdo entre los socios de gobierno acerca de la edificabilidad del sector.

Los PAI que hay en tramitación suman 178.000 m2 de suelo residencial. «Algunos de ellos resolverán la situación de un buen número de vacíos urbanos dentro de nuestra ciudad, como el del Camino Hondo del Grao, el de Pare Domenech, Moncayo, Cami Real, Atarazanas y Malilla Sur», apunta Sandra Gómez.

Además de reactivar suelos se han puesto en marcha actuaciones para «convertir una zona degradada de la ciudad como es el polígono Vara de Quart en un Distrito Innovador». Al frente de esta «gran operación de regeneración urbana» Gómez ha puesto al urbanista Miquel Barceló, que permitirá reconvertir un suelo industrial de más de 59 hectáreas (590.000 m2), en un nuevo barrio que incluirá edificios de oficinas y viviendas.

Compartir el artículo

stats