Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

València

El gobieno municipal ha dejado de ejecutar 800 millones en inversiones en 7 años

Solo ha materializado 31,9 millones de los 323,6 consignados para 2022, lo que supone apenas un 9,8% del total

Concejales de Compromís y PSPV, durante un pleno del Ayuntamiento de València. MAMontesinos

El gobierno municipal ha dejado de ejecutar 800 millones en inversiones presupuestadas en los 7 años que lleva gobernando el equipo dirigido por Joan Ribó. La portavoz del PP María José Catalá ha denunciado «la falta de gestión» y «la incapacidad manifiesta» de los socios del Govern del Rialto, Compromís y PSPV, para materializar las partidas incluidas en sus presupuestos, año tras año.

A fecha de 30 de junio, el nivel de ejecución de las inversiones es solo de 31,9 millones sobre los 323,6 consignados para 2022, lo que supone apenas un 9,8%. «Dadas las fechas en las que estamos -ha señalado Catalá- es evidente que no se va a llegar a un nivel ejecución considerable» por lo que ha calificado de «lamentable balance» el que ofrece el gobierno municipal. 

En lo que llevamos de año, hasta 8 concejalías «no han invertido ni un euro en los barrios de la ciudad» y hay «importantes» delegaciones como Devesa-Albufera, vivienda o servicios sociales «con una ejecución bajísima». 

De las ocho concejalías que no han invertido un euro en este medio año destacan Turismo, Cooperación al Desarrollo o Espacio Público. Mientras, entre las que no han llegado a los 10.000 euros figuran Bienestar Animal, Emergencia Climática o Sanidad.

Como ejemplos de esta falta de inversión, los populares destacan la concejalía de Devesa-Albufera «que apenas han invertido 10.000 euros, la delegación de vivienda, uno de los problemas de la ciudad, que sólo ha gastado 1,7% de las inversiones previstas o jardines que sólo han invertido 96.000 euros de un presupuesto de 9,6 millones de euros». 

También en las pedanías de la ciudad «sólo se han invertido 5.480 euros de un total de 306.000 euros, lo que supone un 1,8%, el mismo pobre porcentaje que la delegación de Servicio Sociales», explica Catalá sobre estas cifras. 

El año 2021 se cerró dejando por invertir cerca del 70% de las inversiones previstas, se quedaron por ejecutar 152 millones de euros.

«Un gobierno agotado»

 El presente ejercicio «parece que será peor por la falta de gestión de un gobierno agotado», que según la concejala popular parece haber agotado su ciclo político. 

En esta línea, de la «falta de gestión» del equipo de gobierno, la lideresa popular ha lamentado que el ejecutivo municipal va a perder 1,2 millones en ayudas y subvenciones para el área de servicios sociales que iba a aportar la Generalitat Valenciana y «que ahora tendrá que devolver», en parte también.

Pérdida de 1,2 millones

Según los datos oficiales de la administración autonómica y de los propios servicios municipales, el Ayuntamiento de València va a perder 1.161.250 euros por retrasarse medio año en la puesta en marcha de los programas de itinerarios de inserción social en situación o riesgo de exclusión social.

Catalá apunta que este programa se ha reducido en un 49% y el personal que se iba a contratar en un 75%. Todo ello redunda en la prestación social que reciben estos colectivos más vulnerables, en este caso, menores. 

Además, se han tenido que devolver 122.451 euros destinados a apoyo a la infancia y adolescencia en situación de vulnerabilidad o desprotección por no incorporar a 7 nuevos profesionales. 

La portavoz del PP ha denunciado: «no podemos ir quejándonos de que faltan recursos y cuando la Generalitat los da, tenemos que devolverlos porque no somos capaces de gestionarlos». 

A su juicio, Joan Ribó tiene que dar explicaciones «por fallar a los más vulnerables, por fracasar en sus políticas sociales y por no estar atento a las oportunidades que nos dan otras administraciones». 

Compartir el artículo

stats