Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Infraestructuras

El excedente de tierra que se extraiga del canal de acceso se destinará a las obras de ampliación del puerto de València

Adif reaprovechará el 40% de la tierra extraída pero derivará el resto a dos canteras y a las obras marítimas

Trenes de Cercanías y de alta velocidad se cruzan en el futuro canal de acceso que se soterrará, visto desde el Scalextric que conecta Giorgeta y Peris y Valero. German Caballero

La excavación de los túneles del futuro canal de acceso ferroviario de las líneas de Cercanías y alta velocidad a València supondrá la extracción de 1.535.000 de metros cúbicos (m3) de tierra. Una cantidad que, según el anexo del movimiento de tierras del proyecto de construcción del canal de acceso, "supera con mucho las necesidades de relleno (unos 13.073 m3), que podrán ejecutarse con material procedente de la excavación". Por tanto, los responsables del proyectos señalan que "ha sido necesario prever la localización de una zona de vertido con capacidad para depositar cerca de 1.520.717 metros cúbicos de materiales excedentes excavados en la traza".

Durante la gestación del proyecto se han barajado varios destinos diferentes para este volumen de tierras. Pero, señala el proyecto de Adif, tras "descartar las zonas inicialmente propuestas se incluye como solución el traslado de las tierras excedentes a tres localizaciones diferentes". Un total de 471.422 metros cúbicos de tierra se destinarán a "las obras de ampliación del Puerto de Valencia, mientras que el resto de material será trasladado a dos canteras; una pendiente de restauración y otra aún en activo pero con sectores a restaurar".

Según explican los responsables del proyecto, "se han establecido contactos con la Autoridad Portuaria de València que, debido a sus obras de ampliación del puerto, requieren de un gran volumen de tierras para ganar terrenos al mar". Unas obras portuarias que aún no se han licitado debido a la controversia que las rodea. Están a la espera del informe de compatibilidad con las Estrategias Marinas, del Ministerio para la Transición Ecológica, y del visto bueno del Consejo de Ministros para licitar la nueva terminal de contenedores

No obstante, Adif tiene "otras dos localizaciones alternativas para el destino de tierras" por si surgieran "incompatibilidades de cronograma u otros problemas técnicos" con las obras del puerto. Se trataría de la cantera La Soroixa de Picassent y Carasoles de Riba-roja que recibirían 942.844 m3 y 471.422 m3, respectivamente.

Compartir el artículo

stats