Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los plásticos contra la lluvia se eternizan en la Lonja

Ciudadanos denuncia el abandono y Gloria Tello dice esperan autorización de Generalitat para intervenir en el monumento gótico

La torre restaurada y cerrada de la Lonja GERMAN CABALLERO

El portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Valencia Fernando Giner llamó ayer la atención sobre la imagen de «abandono» que presenta la Lonja ahora más visible desde la reurbanización y peatonalización de las plazas de Brujas y el Mercat debido a la presencia de unos plásticos blancos que se colocaron en la cubierta hace tres meses, tras un episodio de intensas lluvias. 

Las lonas que se colocaron en la cubierta del monumento para evitar la entrada de agua al techo del salón dorado, pendiente de restaurar, y al salón Columnario «siguen allí», según advirtió ayer Giner, quien confió en que el problema se solucione antes de que lleguen las próximas lluvias de otoño y la temida DANA.

La concejala de Cultura, Gloria Tello, por su parte explicó que el ayuntamiento ya ha aprobado la propuesta de intervención para reparar las cubiertas y ahora está esperando el visto bueno de la Generalitat al ser la Lonja Patrimonio de la Humanidad. 

Plásticos antilluvia en la cubierta de la Lonja

El deterioro de las cubiertas de la Lonja no fue el único elemento sobre el que llamó la atención Giner, quien reccordó que se han cumplido tres años desde la presentación de la restauración del pavimento gótico de la torre de la Lonja sin que el espacio, sobre el que se colocó un vinilo protector que reproduce el pavimento original para permitir las visitas, sigue cerrado. 

Giner pidió al ayuntamiento más sensibilidad con la joya del gótico civil que carece de dinero en los presupuestos municipales para arreglar las deficiencias del salón dorado, uno de los espacios a los que se dio protagonismo, con un completo estudio del artesonado, el año pasado coincidiendo con la celebración del 25 aniversario de la declaración de la Lonja como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Giner reclamó a Ribó la reparación del techo la apertura de la Torre», al tiempo que rechazó «excusas» como que la escalera de caracol por la que sube no es accesible. «No se diferencia demasiado de la de las Torres de Quart, que resulta que sí que está abierta».

La concejala de Cultura replicó que la torre está abierta para grupos reducidos de no más de 20 personas y que por tanto se puede acceder al espacio si se concierta una visita.

Compartir el artículo

stats