Suscríbete Levante-EMV

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El ayuntamiento adquiere una finca para alquiler social

La vivienda, cuando se estaba construyendo Google Maps

El Ayuntamiento de València ha aprobado la adquisicion de un edificio completo y de nueva construcción situado en la calle Compromís de Caspe, que será dedicado íntegramente a vivienda social. Se trata de una adquisición pionera por parte de Servicios Sociales, puesto que será destinado a satisfacer la demanda de alquileres asequibles, a las que optan personas con recursos económicos limitados, pero suficientes como para satisfacer las cuotas.

Hasta ahora, esta demanda se había satisfecho con bienes inmuebles municipales de diferente condición. Incluyendo la rehabilitación de viviendas degradadas del Cabanyal o viviendas sueltas en diferentes bloques. En este caso se trata, sin embargo, de la adquisición de un bloque entero, formado por doce viviendas, once garajes y un trastero.

27

Así es y era la Caseta Blava del Cabanyal Moisés Domínguez

La adquisición se materializa teniendo en cuenta dos factores: el ayuntamiento dispone de dinero en caja para hacer frente al desembolso y existe un problema de vivienda para estos grupos sociales. Para poder formalizar la operación, la Junta de Gobierno ha desestimado los recursos de reposición que habían presentado tanto el propietario como el comprador del edificio, y ha confirmado la adquisición de la finca, que se hará efectiva en breve. El vicealcalde y portavoz municipal, Sergi Campillo, ha destacado la “urgente necesidad de vivienda pública que tiene la ciudad de València, ante el escaso patrimonio municipal de viviendas vinculado a políticas sociales, y la necesidad de dar respuesta y atender situaciones de necesidades socialmente perentorias, teniendo en cuenta la demanda de vivienda en alquiler”.

38

Así se ha recuperado una casa de Goerlich en el Cabanyal Moisés Domínguez

Por ello, cuando la mercantil propietaria del edificio notificó a la Administración de la Generalitat su decisión de alienar el edificio, la Corporación hizo uso de los derechos de tanteo y retracto que dispone por ley. Sin embargo, tanto el propietario como en primer comprador presentaron alegaciones. Ahora habría que esperar a saber si éstos alegan por la vía judicial aunque, en el caso del propietario, el precio es, al fin y al cabo, el pactado con el comprador. 

Las viviendas y sus anexos se incorporarán, una vez adquiridos, por imperativo legal, al parque público municipal con la calificación de viviendas de protección oficial a todos los efectos, para su destino a viviendas habituales y permanentes de familias, personas y colectivos con escasos recursos económicos o en situación de vulnerabilidad, inscritos en el Registro de Demandantes de Alquiler del Ayuntamiento de València.

Compartir el artículo

stats