La Diputación de Valencia y la Generalitat han firmado este miércoles la declaración institucional de colaboración para ampliar el Pla Convivint, lo que supone una aportación de 17,5 millones de euros por parte de la Diputación para construir nuevos centros de día y residencias en ocho municipios.

El presidente de la institución provincial, Toni Gaspar, y la vicepresidenta del Consell y consellera de Igualdad y Políticas Inclusivas, Aitana Mas, han firmado este miércoles financiar nuevos centros de día y residencias para personas con diversidad funcional en La Safor, L’Horta Nord y L’Horta Sud, La Ribera Alta y La Ribera Baixa, La Costera, El Camp de Túria y La Vall d’Albaida.

En el caso de los nuevos centros de día y diversidad funcional de Gandia, Torrent y L’Eliana y los centros de mayores que prevén construir Albalat dels Sorells, Corbera, La Llosa de Ranes y Castelló de Rugat, la Diputación transferirá las ayudas directamente a los ayuntamientos.

Con la transferencia de estas ayudas a los ayuntamientos, la Conselleria de Igualdad y la Diputación amplían la subvención para nuevas plazas de atención social en la provincia más allá de las incluidas en el Pla Convivint 2021-2025.

Las nuevas actuaciones se suman a las 93 aprobadas en municipios de la provincia en el marco de este plan autonómico dotado con 561 millones de euros, con el respaldo inversor de las diputaciones.

En un acto en el que ha participado también la responsable provincial de Bienestar Social, Pilar Sarrión, el presidente de la Diputación y la vicepresidenta del Consell han repasado los nuevos centros de atención primaria específica y atención secundaria, cuya construcción financiará la corporación provincial.

La fórmula de gestión atribuye a la Diputación la competencia de dotar económicamente la ejecución de los proyectos, y a la Conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas la de aportar el soporte técnico para obtener las autorizaciones.

En el caso de municipios con mayor población, Torrent dispondrá de tres millones de euros y Gandia de cuatro millones para levantar sus nuevos centros de día y diversidad funcional, con la posibilidad de cofinanciación municipal.

Además, Castelló de Rugat, La Llosa de Ranes, Corbera, Albalat dels Sorells y L’Eliana en el Camp de Túria tienen asignados dos millones de euros de la corporación provincial para llevar adelante sus proyectos.

Por otro lado, Real ha ofrecido un inmueble para su centro de mayores, cuya primera fase ha sido financiada con fondos de la propia Diputación y, en este caso, recibirá 500.000 euros para continuar la obra.

El listado de nuevas actuaciones subvencionadas en la provincia lo completan Alberic, que recibirá un millón de euros de los presupuestos participativos de la Generalitat para su centro de día, y Almàssera, que tiene asignados 200.000 euros del mismo fondo para la redacción del proyecto de su centro de mayores.

Aitana Mas y Toni Gaspar han coincidido en que la colaboración institucional “es la clave para mejorar el bienestar de las personas”.

La vicepresidenta del Consell ha agradecido la “inestimable colaboración” de la corporación con esta aportación que permitirá “con el presupuesto de este mismo año, hacer frente a proyectos que supondrán una transformación de los servicios sociales y la atención a las personas que los necesitan”.

En palabras de Toni Gaspar, “el Pla Convivint es una iniciativa necesaria desde el ámbito social que pretende dotar a cada comarca de plazas suficientes tanto para personas mayores como de diversidad funcional".

Con el modelo mixto del Pla Convivint, los ayuntamientos se encargan de ceder los terrenos, las diputaciones financian la construcción de los centros y la Conselleria los dota tanto de mobiliario como de personal para su posterior funcionamiento.