Desalojo junto a los Santos Juanes al aparecer una bomba de la Guerra Civil

La Policía Nacional se hace cargo de la gestión del artefacto, hallado durante la rehabilitación de un solar

El artefacto hallado en el solar

El artefacto hallado en el solar / Ayto Vlc

La Policía Local de València se ha visto obligada a acordonar los alrededores de la plaza de Brujas y la iglesia de los Santos Juanes tras aparecer una bomba de la Guerra Civil en el solar de la calle Eixarchs. En concreto, se han cerrado tanto esa calle como las de Eixarchs y Valeriola. 

Se trata de un artefacto que debió quedar sin explotar en alguno de los bombardeos que sufrió la ciudad de València. Las excavaciones y rehabilitaciones de solares sacan a la luz, especialmente en ciudades muy castigadas, restos explosivos de la contienda -bombas, granadas, minas, proyectiles de artillería...- que tienen que ser retiradas para su detonación por cuerpos especializados. Por este motivo, el Cuerpo Nacional de Policía se ha hecho cargo de la gestión del explosivo.

El solar forma parte del conjunto urbanístico dónde está prevista la construcción de un complejo hotelero de lujo y se ubica justo en frente de las puertas de la Iglesia de los Santos Juanes y del Mercado Central de Valencia.

Zona acordonada por la Policía Local

Zona acordonada por la Policía Local / Ayto Vlc