Los apartamentos turísticos superan el 10% de las viviendas en Ciutat Vella

El ayuntamiento modifica el planeamiento del centro histórico para ampliar la prohibición a los usos turísticos, salvo en San Francesc y el entorno de la Milla de Oro

Apartamentos turísticos en València

Apartamentos turísticos en València

H.García

La alcaldesa de València, Mª José Catalá, ha anunciado este lunes que su gobierno llevará esta semana a la comisión de Urbanismo la modificación del Plan Especial de Ciutat Vella, aprobado en 2020, para que "no se hagan más pisos turísticos" en este distrito. La comisión de urbanismo modificará el citado plan para eliminar las denominadas viviendas turísticas ocasionales, que permitían a particulares arrendar a turistas sus viviendas, en cumplimiento de una sentencia del Tribunal Superior de Justicia. De este modo, toda Ciudad Vella queda vetada a los apartamentos turísticos, salvo San Frances y el entorno de la plaza del Patriarca, la conocida como "milla de Oro" del comercio, ámbito muy terciarizado, y donde se permitirán apartamentos turísticos en edificios singulares enteros.

Catalá, que ha anunciado una moratoria en toda la ciudad para los apartamentos turísticos, salvo en Ciutat Vella y el Cabanyal al tener ya su propia regulación, ha explicado a los medios que esta medida en el hecho de que Ciutat Vella es en este momento uno de los barrios de la ciudad con mayor número de apartamentos turísticos, un 10 % en relación a la vivienda habitual, un porcentaje que ha considerado ya "adecuado".

El plan de Ciutat Vella ya prohibía en cinco de sus cuatro barrios (Seu, Carmen, Pilar y Mercat) los apartamentos turísticos, pero dejó abierta la puerta a que los particulares, en un guiño a la denominada economía colaborativa, pudieran alquilar sus viviendas hasta 60 días al año. Las asociaciones de apartamentos turísticos recurrieron por injustificada la limitación y el Tribunal Superior de Justicia les dio la razón. El ayuntamiento ahora elimina definitivamente este figura con la modificación del planeamiento.

n un encuentro posterior con periodistas ha detallado que el Plan Especial de Ciutat Vella precisa una nueva regulación que sea "acorde" a lo que han dictado los tribunales para que tenga las "mayor de las garantías y seguridad jurídica" con una nueva ordenación, que tendrá que pasar por Patrimonio de la Generalitat para su posterior aprobación en el pleno municipal.

Catalá ha defendido asimismo que la moratoria general de licencias para la apertura de viviendas turísticas en la ciudad pretende "ordenar bien, poner las reglas del juego claras y que haya seguridad jurídica para todos", frente al modelo del gobierno anterior "sin ordenanzas ni inspecciones".

Respecto a la tasa turística, ha afirmado que "si llega algún día será de acuerdo con el sector, pero no es el momento", ya que a su juicio ahora toca "ir a muerte" y perseguir la actividad ilegal y "ordenar bien", así como dar "un respiro" a los hoteles.

La alcaldesa ha reiterado su apuesta por un turismo "sostenible y de calidad", con unas reglas de juego "claras" y compatible con la vida de los barrios.

El grupo municipal socialista asegura que la modificación del planeamiento de Catalá no aporta nada nuevo a lo que ya se estaba haciendo.

Ampliación del aeropuerto

En materia turística, "ya vamos mal de tiempo" en la ampliación del aeropuerto de Manises, ha señalado para añadir que en estos momentos está "sobrecargado" ya que de no hacerlo implicaría, en cifras "optimistas", mil millones de euros al año menos de ingresos y unos 14.800 empleos.

Catalá ha asegurado asimismo que quiere "avanzar" junto a la Diputación en un modelo "de éxito" en la gestión del Área Metropolitana de València y establecer una relación "de hermanos" muy "sólida y fuerte" entre las tres capitales de provincia.

Más controles en Fallas

Ha indicado por otro lado que para las Fallas de 2025 se van a planificar controles de material pirotécnico en los accesos a la ciudad, tras las incautaciones de este año de explosivos ilegales descontrolados, manipulados por turistas extranjeros.

También se ha pronunciado sobre la ofrenda floral a la Virgen, y la propuesta de que se amplíe un día más para no alargar tanto las jornadas, y ha señalado que no le parece mal "ganarle espacio y tiempo" pero es una "decisión soberana de la Junta Central" Fallera.

Sobre la Capitalidad Verde Europea, Catalá ha destacado que acabará con la Albufera "declarada reserva de la Biosfera y con 20 premios Nobel diciendo que es un humedal que hay que proteger", con 40 cañones antiincendio en la Devesa, con "el mayor parque lineal de Europa", y más zonas verdes, entre otros legados.

Ha avanzado al respecto que en breve el consistorio anunciará un proyecto sobre la limpieza de los mares y los océanos: "Somos la primera capital del Mediterráneo", ha justificado.

Preguntada sobre las discrepancias con las organizaciones LGTBI, Catalá ha considerado que "lo más sano del Orgullo es que todo Gobierno de todo signo político reconozca la diversidad, la libertad para amar y pueda celebrar" el Día de estos colectivos, no solo los de la izquierda, y asegurado que es un camino que andarán con tranquilidad con todos ellos. "La diversidad, como el feminismo y la ecología, es de todos, es de nuestros hijos", ha reiterado