La tormenta Filomena ha obligado a la Aemet a activar la alerta roja por nieve en Valencia y ha cubierto de un manto blanco numerosos municipios de la Comunitat Valenciana, fundamentalmente del interior. Pero el temporal también azota las zonas del litoral de Valencia, donde desde ayer descarga importantes precipitaciones que, si bien no han sido especialmente intensas, sí son muy persistentes.