El yate que continúa encallado en la playa de Pinedo (Valencia), desde el pasado lunes, se ha convertido en un atractivo para bañistas y turistas que no han dudado en hacerse fotos frente a este barco que permanece amarrado a escasos metros del arenal de esta playa. Una estampa que algunos califican de "surrealista" y que esperan que pronto pueda ser remolcado hasta otro lugar, aunque aseguran que no les molesta "en absoluto" en su baño. "Es algo diferente, así salimos un poco de lo normal", ha comentado un usuario habitual de esta playa.

Ver noticia completa