Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los agentes sociales piden pasar página y alejar la crispación tras los indultos

Los líderes valencianos de la patronal y los sindicatos ponen el foco en la necesidad de desinflamar la tensión y rebajar la polarización frente a los retos económicos

Salvador Navarro, Ismael Sáez, Juan Cruz y Juan Antonio Caballero

Salvador Navarro, Ismael Sáez, Juan Cruz y Juan Antonio Caballero

No son la panacea, pero si sirven para que las cosas se normalicen, bienvenidos sean. La frase sobre los indultos por la que el presidente de los empresarios españoles lleva siendo crucificado una semana podría resumir -con matices- el clima de opinión que se respira ante las medidas de gracia del Gobierno entre los principales actores valencianos del diálogo social. Desinflamar las tensiones territoriales que condicionan las relaciones con Cataluña lleva tiempo siendo una aspiración clave aguas abajo del Sénia, pero ¿hasta qué punto ayuda la excarcelación de los presos independentistas?

«Para la Comunitat Valenciana lo favorable es que la clase política contribuya a reducir la polarización en este país», responde el presidente de la patronal CEV,Salvador Navarro, cuando se le pregunta sobre los indultos, después de dejar claro que «no son la solución a todos los males» y que «no podemos pensar que con ellos se ha terminado el conflicto en Cataluña». El dirigente empresarial pide a los políticos pasar ya de pantalla y que se dediquen «a solucionar los problemas reales de la sociedad y de las empresas» y a resolver cuestiones perentorias como el «maltrato a este territorio en temas como la financiación autonómica».

No dista mucho la postura del secretario general de UGT-PV, Ismael Sáez. «España necesita bajar el clima de crispación y esta medida ayuda si así es reconocido lealmente por la oposición parlamentaria», advierte el líder sindical, que ve en los indultos «un intento de acercamiento para la solución de un problema político que solo puede resolverse en el marco de la Constitución», además de «un valioso gesto de generosidad que solo está al alcance de un Estado fuerte». Para Sáez, la medida será buena para España y para la C. Valenciana «si finalmente se logra el objetivo de encontrar una solución al problema que representa el independentismo y su vía unilateral».

Desde CC OO-PV también saludan la apertura de «un nuevo escenario político». «Los indultos van a contribuir a dar una mayor estabilidad y normalidad política. Son la condición necesaria, aunque no suficiente, para superar el conflicto, recuperar el valor del diálogo, la negociación y la voluntad de acuerdo», opina Juan Cruz, secretario general de Comisiones Obreras en suelo valenciano. El dirigente recuerda que las decisiones políticas del Gobierno condicionan el contexto económico y social en un momento clave en el que España se enfrenta a «retos y oportunidades de calado estratégico» en los próximos años. Por eso, Cruz cuestiona el «frentismo» de la derecha como «estrategia populista». «Resulta muy poco recomendable para abordar políticas de país que requerirían de consensos básicos», apostilla.

En el mundo del asociacionismo civil o de las universidades cuesta encontrar voces neutrales de representantes que se posicionen públicamente. El presidente de la Confederación de Asociaciones Vecinales de la C. Valenciana (Cave-Cova), Juan Antonio Caballero, lo tiene claro. «Estamos de acuerdo con todas las medidas que puedan contribuir a una mayor convivencia en Cataluña», sostiene. «No es una solución, porque sigue habiendo un conflicto, pero se trata de un paso interesante para cambiar de enfoque», observa el líder vecinal, para quien la superación del conflicto «tiene que pasar por gestos como este», que, aunque no resuelven el problema, «pueden ayudar a la convivencia». 

«El mensaje es de que todo vale»

En el ámbito universitario, siempre permeable a los grandes acontecimientos de la agenda nacional, solo hablan en las asociaciones de estudiantes con más carga política. «Los indultos no son beneficiosos para los valencianos: se manda el mensaje de que Sánchez prefiere socios y comunidades radicales y desleales, al resto de formas de hacer política. El mensaje no es de concordia, sino de que todo vale para mantener al presidente», opina Sergio Alonso, presidente de la Unió d’Estudiants Valencians y ligado al PP. Postura radicalmente opuesta mantienen en el Bloc d’Estudiants Agermants (BEA). «Los indultos no resuelven el conflicto político de fondo, pero sí permitirán que personas encarceladas y condenadas injustamente puedan volver con sus familiares después de 4 años secuestrados», proclaman en el colectivo estudiantil. «La solución a un conflicto político es con política», zanjan.

La izquierda saluda la medida y el PP cree que perjudica a la C.Valenciana

«Estar a favor de los indultos no es estar del lado de la Constitución». La frase de la síndica del PPCV, Eva Ortiz, resume la contundente postura que han adoptado los populares valencianos en contra de una medida que, según la diputada, «solo beneficia a Pedro Sánchez pero perjudica a todo el país y especialmente a la C.Valenciana». En una línea similar reaccionó ayer la portavoz de Ciudadanos en las Corts. «Hace falta valor para decir que los indultos son lo más conforme con la Constitución. O quizá lo único que hace falta es ser un narcisista ansioso de poder, y un vendepatrias mentiroso compulsivo», proclamó Ruth Merino.

Radicalmente opuestas son las reflexiones de la izquierda valenciana sobre los indultos. El president y líder del PSPV, Ximo Puig, acusó a la derecha de anteponer el sectarismo a la concordia y de generar «enfrentamiento y odio» por el recurso contra los indultos anunciado por el PP. «Parece que necesitan que una parte de España se sienta derrotada», dijo. Desde Compromís, Joan Baldoví valoró la medida como «un primer paso» hacia la solución del conflicto con Cataluña y aprovechó para dejar caer que si hay un clima adecuado para los indultos, debería ser mucho más fácil abordar la reforma de la financiación.

Desde Unides Podem ven en la decisión «un paso valiente hacia la normalización política» y hacia el final de una situación de confrontación porque, a juicio de la coalición, los indultos «abren las puertas al diálogo y materializan parte de una solución política para un problema político, como no podía ser de otra forma».

Compartir el artículo

stats