08 de mayo de 2018
08.05.2018
Moncada

Un joven quiere ser reina de las fiestas para visibilizar la diversidad de género

El chico presentará la candidatura en el ayuntamiento que ha abierto el proceso «para señoritas»

08.05.2018 | 12:39
Zero, en una foto publicada en una red social.

Zero (su nombre de activista y como le llaman sus amigos, su pareja, en definitiva, su entorno) es una persona intergénero y hoy se presentará en el Ayuntamiento de Moncada para proponerse como nueva «Reina de las fiestas» del municipio para los próximos festejos. Lo que ha motivado esta decisión ha sido un bando del 23 de abril emitido por el consistorio en el que anima a «todas las señoritas empadronadas en Moncada» a formar parte de la Corte de Honor o ser candidata a Reina para las próximas fiestas mayores.

Un comunicado que para Zero es «machista» y no representa a todas las personas. Una opinión que ha expresado en un post de una red social que ha tenido «una gran respuesta» que ha sorprendido hasta el mismo activista.

«Lo que quiero es dar a entender, visibilizar y normalizar que el género es mucho más de lo que la gente piensa. Es una escala enorme. Podríamos decir que hay incluso un género por cada persona. No es algo tan estricto que se limite a hombre o mujer». Por eso, hoy Zero acudirá al Ayuntamiento de Moncada para proponer su candidatura como nueva Reina de la Fiestas. «No me dejarán, de todas formas es un acto pequeñito. Bueno, si me dejaran sería muy positivo, pero no creo».

Reivindica la libertad, la no discriminación, la libre expresión. Lo hace porque lo vive en su propia carne. Zero cuenta: «No me considero ni hombre ni mujer. Podríamos decir que soy de género fluido, lo que significa que depende del momento me identifico más con un género que con otro». Explica que una persona intergénero es aquella que no corresponde su sexo consensuado biológicamente con su género.

«La forma de expresar tu identidad de género y los roles que cada uno adopta son propios. El problema viene cuando los roles son impuestos e inamovibles, es decir, cuando no pueden cambiarse», explica el activista. En este sentido, para Zero, este tipo de imposición social, en la que entra la idea de la Reina de las fiestas resulta un problema. Además, considera que «utiliza a la mujer como un objeto y la exponen como un estereotipo y arquetipo de belleza». De la misma forma, Zero matiza que para él «no habría problema si la figura de la Reina fuera independiente del género y no tuviera nada que ver con la cosificación de la mujer».

Zero lo tiene claro. Hoy se presentará por la visibilización y la diversidad aunque, «aún queda mucho por hacer para que se contemplen todas las identidades, sentimientos y expresiones entorno al género».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas