Volvo apuesta por el mercado «premium» con el S60

La firma sueca ya tiene listo el lanzamiento de su renovada gama de berlinas

 05:30  
imagen de marca. El S60 hereda las tendencias estilísticas de la marca iniciadas con los XC60 y nuevos C30.
imagen de marca. El S60 hereda las tendencias estilísticas de la marca iniciadas con los XC60 y nuevos C30. 

A.L., Lisboa
El nuevo Volvo S60 es un claro ejemplo del giro efectuado por la práctica totalidad de marcas en el mercado de las grandes berlinas. Una tendencia estética en la que los trazos de las clásicas carrocerías coupés se funden con los de este tipo de configuraciones de cinco o cuatro puertas y que superan claramente los cuatro metros y medio de longitud.
Una atractiva combinación como muestra este último producto sueco, calificado por la propia marca como «el Volvo más extrovertido» de su historia. Para ello ha recurrido a unas suavizadas y elegantes líneas, cuya carácter deportivo se transmite también a una interior totalmente actualizado.
Seguridad total
Fiel a su tradición de seguridad activa y pasiva, el nuevo Volvo S60 está lleno de soluciones de alta tecnología que ayudan al conductor de forma activa a evitar accidentes. Por citar alguna, cabe resaltar la de detección de peatones con frenado automático completo a través de un sistema compuesto por un rádar y una cámara. Los niveles de acabado disponibles responden a las denominaciones típicas del marca sueca «Kinetic», «Momentum» y «Summum».
Durante su primer año de producción, el nuevo Volvo S60 estará disponible en una serie de motores diésel y de gasolina que ampliará la gama hasta incluir desde una versión económica DRIVe de 115 caballos hasta una versión T6 de alto rendimiento de 304 caballos.
Entre los gasolina destaca el 2.0T con tecnología GTDi (inyección directa turbo de gasolina) de 203 CV y 7,9 litros de consumo medio, que se reforzará más adelante con una segunda variante de 240 CV. Esta tecnología GTDi también contará con un 1.6 litros en dos versiones; T4 con 180 CV y T3 con 150 CV.
Por lo que respecta a los diésel, la principal novedad es el D3 de 163 CV. Una oferta que se refuerza con los D5 (205 CV), y la ya mencionada versión DRIVe 1.6 litros e 115 CV, con un consumo medio de 4,3 litros a los 100 kilómetros y unas emisiones de CO2 inferiores a 115 g/km. Toda una gama para posicionarse en el sector de las berlinas de representación.

ESTÉTICA
Nuevo lenguaje de diseño
Las líneas del S60 se han diseñado con vistas a crear un perfil en cuña dinámico. Unos trazos que contribuyen a crear un auténtico coupé con puertas traseras. Para ello ha recurrido a unas suavizadas y elegantes líneas, cuyo carácter deportivo se transmite también a un interior totalmente actualizado. El habitáculo es generoso en términos de detalles orientados al conductor, mientras que los pasajeros cuentan con unos asientos traseros exteriores esculpidos proporcionan al pasajero del medio un agradable soporte lateral.

Enlaces recomendados: Premios Cine