22 de octubre de 2015
22.10.2015
Serie

Los místicos Wachowski de «Sense 8»

La serie de los cinematográfos hermnanos llega a España con el desembarco de Netflix

22.10.2015 | 04:15
Los místicos Wachowski de «Sense 8»

­Los hermanos Wachowski combinan su visión del mundo con el misticismo y lo sobrenatural en Sense 8, la ficción televisiva que ha llegado a España con el lanzamiento del servicio de vídeo bajo demanda Netflix, y que cuenta con el protagonismo de Daryl Hannah y Miguel Ángel Silvestre.

Para Hannah, que se pone en la piel de la misteriosa Ángel, estar envuelta en esta ficción no ha sido como «rodar una serie», sino más bien «filmar una película dividida en 12 capítulos», explicó en un encuentro con periodistas en Madrid a propósito de la llegada de Netflix a España.
En Sense 8, un thriller de ciencia ficción en el que ocho personas a lo largo del mundo están conectadas tras sufrir una violenta visión y son capaces de ver, sentir, oír y hablar entre ellos, el personaje de Hannah es como «una madre simbólica» que debe proteger al resto haciendo «sus propios sacrificios».

«Su mayor preocupación es ayudarlos y enseñarles al mismo tiempo a protegerse a sí mismos. El hecho de tener esa habilidad representa un gran peligro pero también le da la clave para ser capaz, quizás, de salvar a la humanidad», dijo.

Por su parte, Miguel Ángel Silvestre, explica que estaba en pleno rodaje de la serie Velvet cuando la directora de casting de Sense 8 le preguntó en una videoconferencia: «¿Puedo grabar la llamada? Es que los Wachowski quieren verte la cara cuando te diga que el personaje es tuyo». El actor valenciano se había enfrentado a cuatro pruebas de casting repartidas en cinco meses.

En Sense 8, Silvestre se pone en la piel de Lito, un mexicano homosexual que «quiere ser el superhéroe y el tipo duro y celebra su masculinidad pero en el fondo no es lo que es» y que tendrá que decidir si quiere o no pertenecer al sistema en el que le ha tocado vivir. «Lito vive en una sociedad donde no puedes decir que eres homosexual, donde cada tres días muere una persona por su condición sexual. Es bonito ponerse en la piel de un tío que lucha con todas sus fuerzas por ser lo que no es y que en el fondo sabe que no puede serlo», contó el actor sobre su participación en la ficción.

A pesar de haber cruzado el charco con Lito mientras seguía trabajando en Velvet, el actor ha aclarado que «no ha encontrado ninguna diferencia» entre las dos series, ya que «la producción de Velvet es de lo máximo que se puede encontrar» y la serie española se está viendo en países como China, Francia, Portugal y EE UU.

De su trabajo con los hermanos Wachowski explicó que los cineastas «no querían que los actores ensayaran», sino que buscaban que «todo sucediera» durante el rodaje.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine