03 de febrero de 2018
03.02.2018
Análisis

Los motivos para la remontada del Valencia CF

El factor Mestalla, la recuperación de efectivos y la mejoría de la zaga, así como el nivel de Coquelin, invitan al Valencia a pensar que se puede llegar a la final de Copa - Ya se han vendido casi 30.000 entradas para el partido de vuelta

03.02.2018 | 04:15
Andreas Pereira recibe asistencia médica tras la patada de Sergi Roberto.

La dificultad es máxima, pero el valencianismo se siente con vida para llegar a la final tras la derrota por la mínima en el Camp Nou. Ante los números hiperbólicos del FC Barcelona, el Valencia defiende la creencia en las propiedades milagrosas de un Mestalla lleno. El 1-0 parece un marcador propicio para remontar o de una elevación considerable, según el registro desde el que se mire la eliminatoria. En todo caso, hay motivos para pensar que el Valencia puede llegar a una nueva final de Copa.


Coquelin crece cada día y los centrales recuperan contundencia

Fue una de las notas positivas del Camp Nou. Después de dos meses en los que el Valencia había perdido firmeza en las dos áreas, sobre todo en defensa, contra el FC Barcelona prevalecieron de nuevo el orden táctico y la contundencia. A pesar de la abrumadora posesión de pelota del conjunto azulgrana, la sensación de peligro no fue asfixiante hasta llegada la segunda mitad, cuando un Barça más agresivo asedió más a Jaume coincidiendo con el intento valencianista de desplegarse en ataque. Durante el primer acto, el Valencia se replegó con mucha concentración y los intentos del Barcelona fueron desde media distancia. Vezo y Paulista, tocados anímicamente tras sus expulsiones en Las Palmas, salieron muy reforzados. Pletórica ha sido la adaptación de Coquelin. El mediocentro asimila de primeras los conceptos tácticos de Marcelino y su rendimiento va al alza. De mantener ese alto grado de vigilancia, con un marcador corto, las posibilidades de tumbar al campeón aumentarán.


Se prevé contar con algunos de los futbolistas lesionados

El Valencia echó en falta en el Camp Nou a jugadores capitales en el esquema de Marcelino: Murillo, Kondogbia, Garay y Guedes, a los que se unió Zaza por un virus. El técnico valencianista aspira a recuperar a varios efectivos, que aumentarían la capacidad y los recursos de los blanquinegros. Garay y Kondogbia son los que tienen más opciones.


Se espera uno de los mejores ambientes de los últimos tiempos

Ayer se alcanzó la cifra de 30.000 entradas vendidas. A pesar de que los precios disponibles vuelven a no ser económicos, el ritmo en taquillas no ha disminuido. Mestalla ha recobrado su imagen de recinto casi místico, con ambientes que revisten de fuerza a un plantel joven, maravillado con la atmósfera previa y durante cada partido que se ha experimentado en este curso. Puede ser una velada trascendental en la historia del club y la expectación estará a esa altura.


El momento deseado por un plantel joven y el cuerpo técnico

Paulista decía en el Camp Nou que quería formar parte del palmarés de un club histórico. Y ese sentimiento es extendido. Para muchos futbolistas sería su primera final, así como para el cuerpo técnico. En tres ocasiones Marcelino se ha quedado a las puertas de jugar un título.


En 11 ocasiones de 18 el Valencia remontó un 1-0 adverso en Copa

Solo en siete precedentes el Valencia no logró superar una derrota por 1-0 en la Copa del Rey, tal como informaba ayer el portal Ciberché. Cinco de esas eliminatorias se disputaron entre 1936 y 1959. Eso sí, en ninguna de esas confrontaciones eliminó a un «grande». El Valencia apeó a Alcoyano, Atlético Ceuta, Tenerife (en dos ocasiones), Deportivo, Espanyol, San Fernando, Real Sociedad, Albacete, Barcelona Atlètic y Mallorca. Eso sí, el Valencia ya tiene experiencia en eliminar al Barcelona en casi de todas las competiciones: Liga de Campeones, Recopa y Copa (y le venció en una final de Copa de Ferias, en 1962).


El último resultado que eliminaría al Barça se remonta a 2002

Para eliminar al FC Barcelona, el Valencia debería repetir un resultado que no logra en Mestalla ante los barcelonistas desde... la primera Liga de Rafa Benítez, en 2002. El Valencia necesita ganar por dos goles de diferencia, como hizo el 23 de febrero de 2002. Rufete y Pablo Aimar marcaron los tantos (2-0) de un equipo embalado hacia el título. En la temporada 2005-2006 se logró una victoria que, al menos, forzaría la prórroga (1-0, gol de Villa tras un error de Valdés). El resto de marcadores, desde entonces, eliminarían al Valencia. De hecho, el Barcelona es el equipo que más tiempo lleva sin perder en Mestalla, desde las semifinales de Copa en 2008 (3-2). Un gol del Barça (que solo ha dejado de marcar este año como visitante ante Olympiakos y Juventus) obligaría a anotar tres dianas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine