01 de mayo de 2020
01.05.2020
Levante-emv

Las 24 comparsas ratifican el acuerdo de Festers de suspender los Moros i Cristians de Ontinyent de 2020

Los cargos festeros de este año se mantienen para las fiestas de 2021

01.05.2020 | 13:45
Entrada de Bandes de Música de los Moros i Cristians de Ontinyent, que reúne a más de mil músicos, el año pasado.

Las 24 comparsas —12 moras y 12 cristianas— de Ontinyent han ratificado por unanimidad el acuerdo de la junta de gobierno de la Societat de Festers del Santíssim Crist de l'Agonia de suspender las fiestas de Moros i Cristians de 2020. El presidente de Festers, Vicent Pla, ha comparecido en una rueda de prensa telemática para exponer la decisión, así como el proceso y las medidas previas realizadas hasta llegar al acuerdo unánime de suspender las fiestas de este año. Una suspensión que confirmó ayer Pla y hoy ha sido difundida a través de las redes sociales de la Societat de Festers con un comunicado oficial. Las fiestas se celebrarán en 2021, manteniéndose los cargos, Primers Tro y orden de las comparsas de 2020.

Festers lanzó una consulta a las comparsas, que a su vez han consultado con los festeros, la decisión de suspender o no los festejos. Las filaes tenían hasta el 30 de abril para tomar la decisión, y tras la consulta con sus festeros, han ratificado, por unanimidad, la propuesta que ya avanzó Festers el pasado día 26 de suspender los Moros i Cristians.
En la comparecencia de Pla —realizada ante las banderas mora y cristiana con un crespón negro cada una—, el presidente de Festers señala que el desarrollo de la crisis sanitaria de la covid-19, así como el proceso de transición a lo que se ha llamado la «nueva normalidad» no prevén un escenario «esperanzador» para la realización de actos multitudinarios, por lo que se decide suspender las fiestas de Moros i Cristians «en honor a nuestro Morenet, consideradas de Interés Turístico Nacional y con proyección internacional, y que merecen ser celebradas con las máximas garantías y en todo su gozo y esplendor».

Vicent Pla, que afirma que la suspensión de las fiestas ha sido «la decisión más difícil desde que formo parte de la junta de gobierno de Festers, y la decisión más dura de mi vida», explicaba que una comparecencia de la trascendencia de la de ayer jueves, podría esperarse para dar la noticia de «la declaración de Fiestas de Interés Turístico Internacional de nuestros Moros i Cristians, nunca una noticia triste como la suspensión de las fiestas».
Pla justifica la decisión ante el desarrollo de la crisis del coronavirus. En la comparecencia y en el comunicado oficial, el presidente de Festers expone que «a lo largo de las últimas semanas el equipo de gobierno de la Societat de Festers ha mantenido el ánimo y la esperanza en que la situación mejorara» y la celebración de las fiestas «fuera posible». Señalan que confiaban en la celebración de las fiestas motivados por la historia, la cultura, la tradición y el sentimiento que de los Moros i Cristians, así como por la vertiente artística y económica que moviliza la fiesta. «Pero desgraciadamente el desarrollo de esta crisis sanitaria, al mismo tiempo que económica y social, ha sido nefasto». Festers se fijó finales de abril para tomar la decisión. El presidente y directivos de Festers han mantenido conversaciones con el ayuntamiento, varias consellerias y la Delegación del Gobierno y las informaciones que llegaban de estas administraciones «no eran nada esperanzadoras sobre la concentración de personas, tanto a corto como largo plazo». Además, el plan del Gobierno central para la desescalada, con las medidas de distanciamiento social decretadas «hacían imposible la concentración de personas que supone un evento tan participativo y fervoroso como son las Festes de Moros i Cristians» de Ontinyent. Añaden a ello, la incertidumbre del proceso de desescalada y sus fases, que dependerán de los resultados de la evolución de la pandemia.

Por ello, el pasado 26 de abril, tras una reunión telemática de la junta de gobierno de Festers, la Societat decidía suspender las fiestas, aunque como el reglamento de la entidad no faculta al presidente, ni a su equipo de gobierno, ni a la junta a tomar una decisión tan excepcional como la suspensión de las fiestas, la Societat consultó a las 24 comparsas la decisión, para que estas la trasladaron a los festeros, para que emitieran su opinión. Ayer jueves llegaba el acuerdo unánime de las comparsas de suspender las fiestas. La Societat de Festers, avalada por las comparsas y los festeros, ha cancelado los Moros i Cristians de 2020.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook