Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Incertidumbre entre los promotores ante las medidas para los conciertos

Temen otra sectorización del público aunque el recorte de aforo afecta a pocos eventos programados

Público durante un concierto celebrado el pasado junio en la Marina Sur de València. | EDUARDO RIPOLL

Público durante un concierto celebrado el pasado junio en la Marina Sur de València. | EDUARDO RIPOLL

Las nuevas restricciones de aforo que ha aprobado la Generalitat para los eventos en espacios exteriores tendrán escasa incidencia directa en los conciertos programados entre mañana y el próximo 25 de julio, pero la decisión ha sumado más incertidumbre en un sector al que la crisis del coronavirus ha afectado especialmente.

Entre las medidas anunciadas ayer por el president Ximo Puig se incluye la reducción de los aforos para eventos al aire libre de 4.000 a 3.000 espectadores. Según ha podido saber este periódico, pocos de los conciertos programados habían agotado las entradas y los que más habían vendido apenas llegaban a las 3.000 localidades. Solo las ha sobrepasado el que ofrecerá Aitana hoy viernes en el Ciutat de València, pero como el evento empieza a las 22 horas no le afectará el nuevo decreto.

El mismo recinto acogerá mañan el festival Big Sound, al que iban a asistir unas 3.700 personas, según había anunciado la organización. Según aseguran ahora, no hará falta devolver entradas para cumplir con el decreto ya que lo harán eliminando invitaciones.

Así pues, el decreto no afecta directamente a los conciertos programados pero, tal como denunciaba ayer Sergi Almiñana, secretario de la asociación de promotores MusicaProCV, provoca incertidumbre en el sector al no haberse hecho pública todavía la «letra pequeña» del mismo. Almiñana señalaba que si la reducción de aforo viene acompañada de una nueva sectorización de los recintos (algo que ayer no anunció la Generalitat) obligará a reordenar los eventos e incrementar el gasto de los organizadores.

Esta incertidumbre está llegando a los consumidores y se está reflejando en las taquillas, con menos entradas vendidas sobre lo esperado. Los promotores se quejan de la «poca empatía del gobierno valenciano» con su situación por tomar decisiones sin el consenso del sector y por incumplir el compromiso de mantener reuniones cada dos semanas para estudiar la normativa que les afecta. «Cumplimos desde hace meses con las medidas de seguridad que nos indicaron y aún no se han registrado contagios en los conciertos. Pese a eso, parece que el problema sea la música en directo».

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Recuerda que con la entrada en vigor de la Normativa Europea PSD2 se requiere un doble proceso de validación a la hora de realizar la transacción.
Te recomendamos tener a mano tu móvil. Estamos aquí para ayudarte, 963 030 950.

Compartir el artículo

stats