25 de enero de 2012
25.01.2012
Tercera División

Cuando el fútbol es lo de menos

La plantilla del Castellón, por segundo año consecutivo, paga las consecuencias del arramble social y económico del club

25.01.2012 | 14:58

Tal y como ocurriera en la pasada temporada en Segunda División B, la travesía actual del CD Castellón en Tercera se ve marcada por un catálogo de aspectos extradeportivos que lastran, a medio y largo plazo, el rendimiento futbolístico del plantel. El desgaste mental que deriva no sólo de los impagos, tristemente habituales en el gremio, sino de la inestabilidad social e institucional que rodea a la entidad, influyó e influye en unos resultados que, un año más, no concuerdan con las expectativas y, presumiblemente, con el valor real de la plantilla. Cuando para el entorno el fútbol es lo de menos, o si acaso no lo de más, el jugador termina fuera de foco, con una serie de preocupaciones que orillan la pelota.

«Intentamos dejar todo eso al margen», confiesa el delantero Marc Cosme, «pero siempre afecta. Con el tiempo lo termina haciendo y no puedes estar al cien por cien. Yo tengo a mis padres, y aún estudio, pero me pongo en el lugar de otros compañeros que son de fuera, que viven al día con ese dinero, y es una situación tremendamente difícil». De manera parcial, Cosme ya presenció un paisaje similar en la pasada temporada. Primero en el filial («a algunos todavía nos deben dinero»). Después en el vestuario de los mayores («una situación muy desagradable»). Cosme asegura que, irremediablemente, el tema extradeportivo se ha hecho habitual en el vestuario. «Antes no tanto, pero ahora ya van casi tres meses sin cobrar y se nota. Los capitanes, sobre todo, nos van contando lo que pasa. Yo intento desconectar: entrenar, ir a casa, estudiar... Pero como digo no siempre es fácil».

El espigado atacante albinegro ha regresado a la titularidad en los últimos partidos, tras probar el sabor del banquillo y superar una lesión muscular. «Quizá al principio me exigía demasiado y no podía demostrar lo que yo creo que puedo demostrar. Yo mismo vi que necesitaba un descanso. Ahora me veo mejor, muy bien. El cambio de sistema puede que me beneficie, al jugar con otro delantero al lado. No podemos esconder que el tema deportivo está complicado, y en la tabla no estamos donde nos gustaría estar. Pero queda mucho para remontar. Y por ganas no será», concluye.

Cosme sufrió ayer una rotura del escafoides, aunque se cree que no le impedirá jugar aunque sea utilizando para ello una férula en la mano lesionada.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine